"Estamos totalmente satisfechos de haber apoyado el CAT"

A.M.
-
"Estamos totalmente satisfechos de haber apoyado el CAT" - Foto: Rosa Blanco

Licenciada en Ciencias Económicas y Empresariales por la Universidad Complutense, empresaria, gerente de un centro de estudios empresariales, de 60 años, entró por primera vez como portavoz de Ciudadanos en el Ayuntamiento, en 2015.

La portavoz del Grupo de Ciudadanos (Cs) en el Ayuntamiento de Segovia, María José García Orejana,  asegura en esta entrevista que están «totalmente satisfechos» de haber apoyado para que salga adelante el Centro de Innovación y Desarrollo Empresarial (CIDE) del Círculo de las Artes y la Tecnología (CAT),  piensa que «actuamos bien», aunque con este tema han entrado en muchas contradicciones, incluso mostrándose en contra de la aprobación de los anteriores presupuestos. Sobre su continuidad argumenta que es «una mujer luchadora de toda la vida, por supuesto que me quedan muchas energías», aunque no revela si será la candidata: «Yo me veo donde me digan, no en cualquier sitio», afirma. 
Afronta la recta final de su primera experiencia en política, ¿se ha parecido a lo que esperaba?,  ¿ha sentido el respaldo de su partido en todo momento durante este mandato?
Cuando llegas de fuera no te imaginas lo que hay dentro y la cantidad de horas que tienes que dedicar, si quieres realmente saber de qué va la cosa. Algunas veces me ha sorprendido gratamente y otras te dices, ¡uy madre!, ¿esto es lo que está pasando?… En conjunto la experiencia ha sido positiva y el partido bien, por supuesto.
¿Siente el desgaste de la política?, ¿le queda energía para encarar otro mandato?
Soy una mujer luchadora de toda la vida, por supuesto que me quedan muchas energías; hay mucho por trabajo por hacer,  Segovia necesita muchos cambios. Ciudadanos ahí está, desde el minuto uno, mirando al futuro y al progreso, lo hemos demostrado con hechos. Lo último ha sido el acuerdo para que salga adelante el Centro de Innovación y Desarrollo Empresarial (CIDE) del Círculo de las Artes y la Tecnología (CAT), eso es una realidad, por mucho que critiquen, eso es una apuesta de futuro y de búsqueda de empleo para los que estudian aquí y es necesario potenciar que se puedan quedar en su tierra y que tengan una opción de poder venir aquellos que están fuera. Estamos totalmente satisfechos, creemos que actuamos bien.  
Parece que le ha desgastado más todo lo que ha rodeado al acuerdo que el documento en sí, comenzando por usted que dijo que la alcaldesa Clara Luquero no es mujer de palabra y otros «rifirrafes» y cambios de posición... 
Estoy acostumbrada a la empresa privada, tengo mi palabra, y cuando digo algo va a misa, si firmas algo con otro partido piensas que éste va a actuar igual que tú y, si no lo cumple, te cabreas...  Al final,  hemos introducido  proyectos buenos para Segovia, nos lo dice el sentido común, aunque haya una crítica política de por qué lo haces a unos meses de las elecciones. Los hechos demuestran que actuamos pensando en la ciudad, lo primero. 
El resto de grupos de la oposición también han sido muy duros este mandato con Cs...
A lo mejor son de la opinión de que, cuanto peor, mejor, no lo podemos entender.  En el último pleno el PP llegó con una moción para que se redactaran los presupuestos y nosotros la votamos a favor, porque creemos que es lo mejor para la ciudad, es la hoja de ruta. Ahora nos critican cuando nos sentamos a negociarlo, aunque lo hubieran hecho de todas formas, llega un momento en que no te puedes parar, es más importante sacar adelante los proyectos que lo que te puedan decir otros.  Cuando una persona tiene claro lo que quiere y lo hace es cuando mejor se encuentra consigo mismo. 
El pleno extraordinario de los presupuestos no podrá celebrarse hasta marzo, ¿eso va a conllevar que se puedan paralizar las obras del CIDE?
No,  hemos pedido datos y hechos, entonces tenemos que decir que adelante y, evidentemente, no se va a parar. 
¿No perjudica a un partido la indefinición de su cabeza de lista a menos de tres meses para las elecciones? Si es un candidato nuevo, tendrá poco tiempo para darse a conocer. Y si es usted, hay quien puede interpretar que hubiera dudas...?
No,  cualquiera puede comprobar nuestra forma de trabajar como grupo, en absoluto, no ha mermado que se sepa quién es el candidato, lo importante es lo que queremos para Segovia, lo hemos dicho siempre. El proyecto lo tenemos, estamos construyendo un programa ilusionante, eso es mucho trabajo de ver necesidades, ahí estamos. Nos encontramos con los proyectos de España, Comunidad de Castilla y León y Ayuntamientos, después colocaremos a las personas más idóneas en cada sitio, esto es diferente a la forma de hacer la vieja política, los personalismos no son lo mejor,  sino que lo idóneo es ver qué queremos para los diferentes ámbitos territoriales y, después, en función de esas necesidades, ubicar allí a quien creamos que lo puede hacer mejor.    
¿Usted se ve repitiendo en cabeza de la lista de su partido?
Yo me veo donde me digan, no en cualquier sitio... (ríe).  En cualquier lugar que pueda aportar y sumar, luchando y trabajando por esta tierra,  sea aquí, en Segovia, en las Cortes de Castilla y León o en las Cortes Generales.
Tras la salida de varios miembros de su partido da la sensación de que en Segovia lo controla un grupo muy reducido de gente,  ¿cuesta mucho trabajo consolidar la estructura de un nuevo partido en Segovia?
No, tenemos gente muy buena, un gran equipo, además con muchas ideas y trabajando desde el minuto uno. Tenemos un grupo de trabajo para el Ayuntamiento de Segovia que se reúne de forma periódica y tenemos muy buenas propuestas. Terminamos ahora el programa con lo que necesita la ciudad, con innovaciones, algo diferente.  Algo fundamental de lo que hemos hablado todos pero que se queda ahí sin dar el paso es facilitar que vengan empresas, que son quienes crean empleo. Si necesitamos una población joven tiene que ser con empresas. Los polígonos están totalmente desatendidos, como la comunicación entre ambos, hay una carretera en la que si se juntan dos trailer no caben, y es del Ayuntamiento… Hay muchas cosas que puede facilitar.  En nuestro acuerdo [con el Grupo Socialista] hemos pedido el impulso de la fibra óptica, las industrias no pueden estar a la cola, tienen que ser pioneras, hay que avanzar en progreso y futuro.
¿Ha observado que se haya registrado algún avance, en estos años?

Nadie duda de avances en cultura, turismo o festivales, todo el mundo lo puede reconocer, pero es muy poco en comparación con lo que necesita Segovia, tenemos que ser más agresivos, ir a a las necesidades, no podemos mirar a otro lado, hay que buscar empresas. En el primer acuerdo que firmamos el año pasado, decíamos que Segovia tiene que ser el centro de atracción industrial porque existe un excelente potencial desde el punto de vista de su ubicación geográfica como de las infraestructuras. Por ejemplo, podemos hablar de un centro logístico…, son muchísimas las oportunidades.  
¿Qué habría hecho Cs si hubiera gobernado la ciudad?
Pues trabajar sobre esto que estoy diciendo y luego favorecer cambios importantes, detalles como el de la iluminación a bombillas led, que lo tenemos pero está parado, la alcaldesa ha dicho que lo tiene, levamos desde 2015, pero no me sirve tenerlo si no se realiza. En política hay que ser eficaz y rápido, hay determinadas acciones que se deben emprender, aunque te pelees con los técnicos porque no salen.   
¿Piensa que hay un exceso de burocracia?
El cambio de la Ley de Contratación Pública supuso un parón pero, a la larga se van a seguir haciendo contratos, lo único que se fijan son unas normas por las que te tienes que regir, lo único que debemos ser previsores cuando hay un cambio en la legislación, ¿qué va a cambiar?, pues nos preparamos, estamos listos, pero no como ha pasado, por ejemplo, con el tema de los autobuses urbanos. Entramos en 2015, al año siguiente vencía el contrato, había un año entero para irlo preparando, pero no, prorrogamos, damos largas, se complica… Echamos de menos esa falta de previsión. Tenemos muy buenos técnicos, es cuestión de motivarles y hacerles ver los beneficios que reporta su actuación, estudiándose algún incentivo económico o de prestigio, n o dudamos de su capacidad.   
¿Rivera ha dicho que no pactará con el PSOE a nivel nacional, pero, teniendo en cuenta la fragmentación de partidos,  ¿puede haber otro tipo de acuerdos en diferentes ámbitos?
El bipartidismo ha muerto, eso está ahí, es una realidad, se debe aceptar. Es fundamental que los partidos constitucionalistas defendamos determinadas ideas, dentro de que, después, hagamos cosas diferentes, hay que llegar a acuerdos sobre cosas racionales. Cs nunca puede estar de acuerdo con el pacto de Sánchez con el independentismo, pero, en Segovia, hemos alcanzado un acuerdo en base a las necesidades de Segovia, estaba encima de la mesa el CIDE y, por responsabilidad política, si hemos apostado por este edificio y nos han dado unas garantías,  es muy difícil decir que no a algo en lo que crees porque es progreso para Segovia y, si se queda paralizado, entraremos en juicios y problemas. Eso es lo racional y ahí estaremos siempre. Lo lógico es ir con cosas concretas pero también hay una línea, cada partido tiene la suya, no vamos a decir en un sitio blanco y en otro negro. Habrá acuerdos puntuales y por alguna cuestión justificada.   
¿Al llegar a un acuerdo con el PP y Vox no creen que están abandonado el espacio de centro que dicen ocupar?
Quien analice nuestro programa verá que estamos justo en el centro, no somos radicales ni a derechas ni a izquierdas, somos un partido liberal, que apuesta por el progreso y el futuro, esas son las nuevas ideologías y lo que se va a tender en Europa y en el mundo.
Pero hay votantes suyos que no entienden esa fotografía de los tres…
Ni hemos pactado ni queremos pactar con Vox, nuestros acuerdos serán con los que son afines o con una diferencia que sea asumible. Por la derecha está Vox y por la izquierda Podemos, sería muy complicado coincidir con ellos. Cs está creciendo mucho y hacer ahora apuestas o aventurar futuribles no es conveniente, vamos a ir paso a paso luchando por nuestros proyectos.   
¿En las pasadas generales las encuestas dieron a Podemos unas previsiones electorales que luego no obtuvo, ¿cree que puede ocurrir lo mismo con ustedes?
No lo creo porque Cs está diciendo cosas realizables, no está en utopías, no vende cosas que luego no pueda cumplir. ¿A quién no le gustaría subir las pensiones?, pero hay que financiarlo, o el salario mínimo... Lo que ha hecho Podemos es hablar de cosas que son populistas, que quiere oír toda la gente, pero sin decir qué medios va a necesitar para que sean reales. Cs va con los pies en el suelo, cuando dice que un impuesto se puede bajar es porque se han hecho estudios concretos.    
¿Después de la salida del PP de la presidenta de las Cortes de Castilla y León, Silvia Clemente, qué le parece el desembarco en Cs?, ¿y a Inés Arrimadas la ve en Madrid, pese a que ha provocado cierta inquietud entre la militancia?
Nosotros no nos metemos con las crisis de otros partidos, que cada uno solucione sus problemas.  Si ella se ha ido sabrá por qué y, si el partido la ha decepcionado,  ahí está ella para decidir, no opinamos ni tenemos nada que decir. No sé qué le pasa a Silvia Clemente por su cabeza, será ella quien lo tenga que explicar. Su presencia en Cs ha sido una decisión de la ejecutiva nacional y como no podía ser de otra manera, lo respetamos.  Como he comentado,  Cs plantea colocar a las personas donde pueden aportar más, a Inés la queremos en Cataluña, en Madrid y en Castilla y León, aporta mucho, tiene una gran experiencia política y la queremos todos.   
¿No puede dar la sensación de que los tres partidos que participaron en la concentración de la Plaza de Colón en Madrid, están centrándose exclusivamente en Cataluña,  y dejan un poco huérfanos de atención al resto de los españoles?
No, si una familia tiene un hijo enfermo te preocupas por él pero sin desatender al resto. Existe un problema en Cataluña, somos conscientes, lo que buscamos es una solución pero tampoco queremos que una comunidad se financie de forma diferente a otra,  que tenga privilegios sanitarios, la educación lo mismo...; creemos que el Estado debe tratar por igual a todas las comunidades, que todos los españoles tengan los mismos derechos y obligaciones.    
¿Puede correrse el peligro de volver a las dos Españas, cuando ustedes hacen una apuesta precisamente por el centro?
 Si queremos que España avance hacia el futuro con igualdades y menos desequilibrios, habrá que luchar por ahí, es fundamental que no haya desequilibrios.  Nosotros hemos querido trabajar para solucionarlo, dentro de la legalidad, no para enfrentar,  eso lo dicen quienes luchan porque España se rompa.  La ley es la que te permite ser libre, esa línea no hay que traspasarla.  
¿En materia de transporte y movilidad han sido también muy críticos, ¿qué haría Cs con el tráfico en el casco histórico de Segovia? 
Nos hemos quejado con la ORA, no se nos puede reunir a los grupos para determinar qué plazas se quitan, para adaptarlo a la realidad, y la modificación del pliego nos llega con las mismas plazas.  Evidentemente se lo echamos para atrás.  Los autobuses deben llegar a Colón, hay mucha gente mayor, no sabremos si a futuro se podrán incorporar autobuses más pequeños, luego tendremos que ir planteándonos si hay algunas zonas donde se puede restringir el tráfico, es una de las propuestas que se están estudiando y pienso que al final llegaremos a acuerdos.    
¿A lo mejor están pensando que viven muchos vecinos, según el padrón, pero la realidad es otra, mucha gente en la calle pero poca en las casas...?
A la gente joven la resulta difícil vivir, estás acostumbrado a llegar con el coche al garaje, descargar la compra y subir a la vivienda, pero es complicado con niños pequeños y con carritos. Si hubiera estado aprobado el Plan Especial de Áreas Históricas (PEAHIS), que es otra patata caliente,  se habrían podido rehabilitar determinados edificios y revitalizar el casco.  Ya me gustaría que se aprobara rápidamente pero no lo sé, no podemos entender cómo se pueden alargar tanto las cosas.  En este caso ha sido el PP, en Patrimonio de la Junta, y el Ayuntamiento,  del PSOE,  uno decía que no había recibido el documento y el otro que no se lo devolvía...  Cuando llegamos pensábamos que, como mucho, se iba a aprobar en un año,  vamos a terminar y, como quedan algunos informes pendientes,  no sabremos si , antes de irnos, podrá estar o no.