scorecardresearch

Helena Castán: "La UVa ahora no avanza, está estancada"

M. Rodríguez
-

Esta catedrática de Electrónica en la Escuela de Ingeniería Informática aspira a ser la primera rectora de la UVa en sus casi ocho siglos de historia

Helena Castán. - Foto: J. Tajes

Helena Castán reitera que cuenta con experiencia de gestión porque ocupó la secretaría general de la institución con Antonio Largo, aunque la cesó a mitad de mandato. Y ahora se presenta encabezando la candidatura 'UnVerdaderoAvance' y con un programa centrado en recuperar el espíritu universitario y, sobre todo, el sentimiento de pertenencia para lograr forjar la marca 'UVa'.

¿Qué modelo plantea para la UVa?

Proponemos que se proyecte hacia el futuro y se convierta en una universidad moderna. Hay propuestas para resolver las carencias actuales y una muy importante es que no tiene la proyección suficiente en la sociedad. Hay que conseguir que el trabajo que se realiza sea proyectado como de interés y que sirve para el avance social.

¿Cómo mejorará esa conexión?

Tenemos que abrir las instalaciones y la formación que se da a la sociedad. Por ejemplo, en verano se podrían utilizar nuestras instalaciones para hacer cursos de verano abiertos a estudiantes de bachillerato, de grado y extranjeros. Todo para que se vinculen a la UVa, igual que se pueden abrir a los vecinos. 

También crearíamos una oficina para tratar de sacar a la sociedad todo lo que se hace aquí, no solo los proyectos estrella. Eso ayudará a tener un sentido de pertenencia y reconocimiento social, es algo que falta e incide en la desmotivación, que hace que dentro haya grandes problemas estructurales que no se han resuelto. La UVa ahora mismo no avanza, está estancada. Vistos los datos, veo que está en declive, empeorando.

¿Cómo se rejuvenecerá la plantilla y se frenará la precariedad de los contratos?

Los datos que tenemos del profesorado a tiempo completo desde 2018 a 2021 son los mismos y la edad no varía. Y eso sucede también con los profesores ayudantes. No ha habido un diferencial en este tiempo. Y las tesis doctorales, que aseguran la renovación, han descendido respecto al bienio anterior a la mitad. Las universidades de nuestro entorno nos superan en un 170%. Hay que extender la cantidad de contratos predoctorales. Necesitamos muchos más. Hay que procurar que todos los profesores dirijan tesis. Y para ello hay que financiar. Eso resolvería muchísimos problemas.

¿Y la financiación?

No hay problema. Ahora están hablando de 3 millones más de euros en investigación, según el presupuesto de 2022, que se aprobó la semana pasada. Y nos preocupa que conociéndose ya que había más candidatos al Rectorado y con el mandato finalizado se haya llevado al Consejo de Gobierno un conjunto de medidas que 'hipotecan' al nuevo equipo rectoral para los próximos cuatro años. Si queremos cambiar la universidad, hay que cambiar la política presupuestaria.

¿Qué cambio plantea en la estructura orgánica?

Para acometer una política hace falta coordinación, una visión global de la universidad. Yo fui secretaria general y eso es un gran activo que tengo. Y nos interesa cambiar algunas piezas que hay, crear otras nuevas y, sobre todo, agruparlas por áreas: gestión, estudios y docencia, y generación y transmisión de conocimiento.

¿Cómo redefiniría el mapa de titulaciones?

Creo que hay que hacer un gran esfuerzo por mantener las titulaciones aunque tengan pocos estudiantes e intentar que se renueven para captar alumnos. En el siglo XXI, la universidad se tiene que dirigir hacia la transversalidad. Los títulos tienen que ser multidisciplinares.

¿Cómo se puede mejorar la conexión con las empresas?

Nuestros egresados se colocan muy bien en el mundo laboral, pero nos comentan que la formación adicional en humanidades se valora mucho en el ámbito tecnológico. La Universidad tiene que formar en todas las áreas, dar una formación integral.

¿La formación online sigue siendo una asignatura pendiente?

Las titulaciones online ya existían antes de la pandemia y son interesantes para títulos interuniversitarios. Pero hay que distinguir entre enseñanza online y la no presencial porque son diferentes. La UVa apuesta por la presencialidad, pero eso no está reñido con la online. Hay que desarrollarla, aunque hay problemas que resolver, como el de la evaluación y cómo garantizar la identidad:habría que optar por el reconocimiento biométrico, que no está aprobado por la CRUE.

¿Cómo se puede atraer más estudiantes?

Tenemos una medidas como los cursos de verano para que los estudiantes vengan y se vayan familiarizando. También queremos hacer un sistema bastante exhaustivo de cuestionarios de los estudiantes de tercero de grado para ver qué expectativas tienen de quedarse en el máster. Porque la UVa más que problemas en los grados los tiene en los másteres. En el primer caso la matricula va creciendo según la demografía, sin conseguir competir con las universidades potentes que nos rodean. Pero el problema, sobre todo, es que no conseguimos que se queden a hacer el máster. Puede ser normal que un estudiante haga el grado aquí y luego se vaya a hacer el máster a otro sitio, pero por la misma regla de tres debería darse el caso inverso. Tenemos un sistema de encuestas, de expectativas, de itinerarios de distintos grados que te pueden llevar a hacer un máster,... para ayudar a los estudiantes.

¿Esto también va ligado a su propuesta para mejorar la posición en los ranking y el prestigio de la UVa?

Exacto. El tema de los rankings es muy preocupante. Lo que hicimos, al principio de este mandato, fue hacer una recopilación de datos. De hecho, impulsé desde la secretaría general la Unidad de Analítica de Indicadores y Perspectiva. Y pareció que subíamos en los rankings, pero lo que realmente pasó es que los datos, que hasta ese momento no se habían dado, se dieron a los rankings. Con lo que pasamos de no estar a estar. Y eso fue un avance. 

Y ahora, que se ve nuestra verdadera posición y se compara. En el de Shangahai, que es uno de los más conocidos, que es de investigación, estamos en la posición 901 de 1.000, que es la última. Y el año pasado por encima y hemos empeorado un escalón. Otras suben y nosotros bajamos. Es muy preocupante. Tenemos que incentivar la investigación.

¿Qué necesidades en infraestructuras hay en Valladolid?

Vamos a poner las digitales en primera línea y hacer un estudio de cómo creemos que van a ser las aulas y laboratorios del futuro para crear esas infraestructuras con cierta anticipación. Y los espacios físicos son fundamentales porque hay que cuidar la calidad del trabajo y fomentar los espacios de convivencia. Es necesario urgentemente un plan director para la facultad de ciencias de la salud (Medicina y Enfermería). También hace falta un aulario en el Campus Miguel Delibes. Y un edificio de investigación en el de Palencia.

¿Qué plan hay para la antigua sede de industriales en Huerta del Rey en Valladolid?

Cuando estaba en el equipo del actual rector ya le propuse abrirlo al público con exposiciones de la UVa. Eso junto con abrir al público la biblioteca histórica y otra serie de instalaciones para que la sociedad conozca la institución. A ese edificio hay que sacarle rendimiento.

¿Hay una apuesta decidida por el hospital universitario vinculados a la Facultad de Ciencias de la Salud en Soria?

Es una cuestión de relaciones institucionales. Hay que hablarlo con las autoridades locales y la Junta. Como candidata no he podido llegar a ese tipo de negociaciones, pero la emprenderé inmediatamente si llego a ser rectora.

¿Qué planes tienen para el edificio I+D+i en Soria, ya que la pandemia ha frenado su puesta en marcha y se ha destinado a impartir clases?

Estuve en Soria y grandes grupos de investigación nos comunicaron que no tenían intención de trasladarse a este edificio. Seguramente se le dará una utilización mixta de clases e investigación. ·En mí idea de fomentar la investigación que exista un edificio como este es crucial e intentaré potenciarlo al máximo.

Forestales es uno de los estudios con menos alumnos, ¿ómo se pueden relanzar? ¿Corren peligro estos estudios en Soria?

Visitamos a su equipo directivo y nos dijeron que tienen pocos estudiantes. Pensamos que hay que intentar relanzarlo y dar a conocer la magnífica investigación que hacen. Puede ser un polo de atracción de estudiantes.

Durante diez años la Casa Junco fue sede social y escenario de actividades de extensión universitaria en el corazón de Palencia. ¿Proyecta recuperar esa cercanía a la sociedad a través de un espacio de similares características?

La Casa Junco le daba mucha proyección a la UVa. Me produce tristeza y no veo fácil revertirlo, pero se podría buscar algo alternativo.

¿Seguirá adscrita la Escuela de Enfermería de Palencia a la UVa o cabe plantear su incorporación?

Es absolutamente necesario adscribirla a la universidad. Lo que hay que hacer es ver el convenio firmado y ver cómo transformarlo. La UVa ganaría mucho si tuviera una facultad propia.

Tras las últimas obras en los edificios y las actuales de la red de calor de biomasa, ¿tiene algún proyecto en materia de infraestructuras para Palencia?

Después de Segovia y Soria, hay que abordar un edificio de investigación. Eso sería a medio-largo plazo.

¿Mantiene el compromiso con la creación del Grado de Enfermería en Segovia y con su implantación a partir del curso 22-23?

Por supuesto. La implantación no sé porque desconozco el detalle de la situación.

Se descartó el edificio Santiago Hidalgo para la futura sede del nuevo grado en Segovia. En principio, se van a dar los dos primeros años en aulas del campus y luego en la futura ampliación del hospital. ¿Será un hospital universitario?

Sé por la prensa que el presidente Mañueco anunció ese compromiso. El edificio Santiago Hidalgo quizás tenga una instalaciones obsoletas, pero si fuera necesario no veo problema en utilizarlo.

¿Y cuál son las previsiones con el edificio Santiago Hidalgo si no se utiliza para enfermería?

En estos momentos, quizás para ampliar aulas, si hiciera falta. Pero es un tema que hay que estudiar.

Durante diez años la Casa Junco de Palencia fue sede social y escenario de actividades de extensión universitaria en el corazón de la ciudad. ¿Proyecta recuperar esa cercanía a la sociedad a través de un espacio de similares características?

La negociación está en marcha, pero no la puedo comentar, pero se abre una posibilidad de tener presencia en el corazón de la ciudad. Lo que tenemos es una iniciativa de poder contribuir a que haya viviendas para jóvenes en el campus, en una zona adecuada. Palencia lo que necesita es un plan director para ponerlo al día completamente. Es el campus con más necesidades dotacionales y de infraestructuras. Requiere que se intervenga decididamente en él.

¿Seguirá adscrita la Escuela de Enfermería a la UVa en Palencia o cabe plantear su incorporación?

Estamos reformulando la oferta de Enfermería. Tenemos la Facultad en Valladolid, en Soria y se está trabajando para implantar los estudios en Segovia. Simultáneamente estamos trabajo con la Diputación de Palencia porque nuestro deseo y objetivo es integrar este centro adscrito como uno más de la UVA. Al final tendríamos la titulación en los cuatro campus dando una respuesta a la demanda social ahora que hay una demanda muy importante de profesionales del sector.

Tras las últimas obras en los edificios y las actuales de la red de calor de biomasa, ¿tiene algún proyecto en materia de infraestructuras?

Estos años se han hecho inversiones importantes. Ahora la idea es hacer un edificio multiuso que dé respuesta a necesidades de los diferentes centros que están allí.

¿Mantiene el compromiso con la creación del Grado de Enfermería en Segovia y con su implantación a partir del curso 22-23?
Por supuesto que mantendría el compromiso de implantación de este nuevo grado. Cuando se podría poner en marcha no lo puede comprometer porque desconozco el detalle de la situación en que lo ha dejado el equipo rectoral.
Se descartó el edificio Santiago Hidalgo para la futura sede del nuevo grado. En principio, se van a dar los dos primeros años en aulas del campus y luego en la futura ampliación del hospital. ¿Será universitario?
Sé por la prensa que el presidente Mañueco anunció ese compromiso. El edificio Santiago Hidalgo quizás tenga una instalaciones obsoletas, pero si fuera necesario no veo problema en utilizarlo.
¿Y cuáles son las previsiones con el edificio Santiago Hidalgo si no se utiliza para Enfermería?
En estos momentos, quizás para ampliar aulas, si hiciera falta. Pero es un tema que hay que estudiar.