scorecardresearch

Rescatado un pollo de milano real en Navafría

D.S.
-

Los agentes medioambientales de Altura pudieron devolver a la cría a su nido tras comprobar que se encontraba en buen estado

Rescatado un pollo de milano real en Navafría

Agentes medioambientales de la Junta de Castilla y León de la comarca de Navafría localizaron el pasado sábado, 4 de junio, un pollo de milano real que había caído del nido. Los agentes realizaban el servicio rutinario de censo y seguimiento de especies protegidas y observaron que uno de los nidos de milano real monitoreados se encontraba vacío, lo que les llevó a investigar la causa de la ausencia del pollo en la plataforma de nidificación y a buscar y localizar a la cría desaparecida.

Una vez comprobaron la presencia de los progenitores por la zona, encontraron al pollo caído en el suelo, al que los adultos seguían alimentando. Su estado era saludable, por lo que procedía devolverlo a lo alto del árbol donde se encuentra el nido. Los agentes señalan que "un pollo caído de un nido, sin poder volar aún y con pocas capacidades de defensa encontrándose en el suelo corre un alto riesgo de ser depredado por otras especies de carnívoros".

Para llevar a cabo esta operación, el Servicio Territorial de Medio Ambiente de Segovia movilizó a dos miembros del Grupo de Intervenciones en Altura para la conservación de especies protegidas (GRIAS) para devolver a la cría a su nidal. Estos dos agentes, tras comprobar que el animal no presentaba daños por la caída, escalaron hasta la copa del árbol y consiguieron depositar al pollo en el nido, donde los progenitores pueden localizarlo y continuar con normalidad su crianza hasta que se convierta en un pollo volandero.

Rescatado un pollo de milano real en NavafríaRescatado un pollo de milano real en Navafría

La intervención del GRIA es solicitada para actuar en lugares de difícil acceso y normalmente con fauna protegida. Unos de sus cometidos principales es alcanzar plataformas de nidificación, tanto en árbol como en roca, haciendo uso de técnicas de progresión basadas en las técnicas mixtas de trabajos en altura y escalada, ya que se trata de una modalidad específica que combina estas dos disciplinas, además de tener conocimientos de manejo y manipulación de fauna.

Control y seguimiento de fauna protegida

Uno de los servicios habituales de los agentes medioambientales es la realización de censos reproductores de especies protegidas. Esta tarea consiste principalmente en la localización, observación y seguimiento de los territorios ocupados de las especies objetivo. Para ello los agentes utilizan materiales como prismáticos o telescopios terrestres que les permiten la visión y obtención de datos desde la distancia sin incurrir en molestias ni interferir en el ciclo fenológico de cada especie. Para obtener los resultados de éxito reproductor se programa un calendario de visitas a las zonas ocupadas por estas especies, donde algunas están catalogadas como en peligro de extinción.

Este tipo de intervenciones, basadas en el seguimiento diario de los agentes medioambientales, tienen un alto valor de conservación, porque permiten, como en el caso de este pollo de milano real -especie que está catalogada como en peligro de extinción- proteger a una especie para que en el futuro pueda desarrollarse e incrementar sus poblaciones.