scorecardresearch

Último curso y reválida el 28M

D. A.
-

Los portavoces de los cinco grupos del Ayuntamiento de Segovia y de los tres de la Diputación resumen sus objetivos para este último asalto de nueve meses antes de las próximas elecciones

Pleno del Ayuntamiento de Segovia celebrado el pasado viernes.

Con septiembre arranca un nuevo curso político que será corto pero especialmente intenso, dada la evaluación final que suponen las elecciones municipales del 28 de mayo de 2023. Hoy por hoy, tanto el Ayuntamiento como la Diputación de Segovia cuentan todavía con un buen puñado de asignaturas pendientes, aunque está por verse hasta qué punto son ya demasiadas, o no, para poder aprobar la mayoría antes de acabar el mandato. Deberes habrá para todos, en cualquier caso, ¿y cuáles son los principales objetivos o prioridades que se marcan los grupos de Gobierno y oposición en una y otra institución para estos próximos nueve meses?

El portavoz del principal grupo del Ayuntamiento de Segovia, el socialista Miguel Merino, destaca «tres objetivos básicos: el mantenimiento y la mejora continua de los servicios públicos; avanzar en el desarrollo del polígono Prado del Hoyo y el puerto seco; y poner en marcha del CIDE (el edificio del CAT) como centro empresarial y sede del centro de FP». Insiste en los dos últimos proyectos por lo que se espera de ellos para cumplir un reto que trasciende este mandato: la necesidad de diversificar la economía segoviana «más allá de la construcción y el turismo».

¿Y hasta qué punto habrán madurado los proyectos de Prado del Hoyo, el puerto seco y el CAT para que los ciudadanos pueda valorarlos de cara a elecciones? «Nosotros trabajamos sin fechas límite ni para estas ni para otras inversiones», afirma Merino. «A Prado del Hoyo aún le quedarán muchos meses hasta que se empiece a mover maquinaria y asentar empresas, pero hay proyectos como éste que son a largo plazo y que no pueden estar vinculados a unas elecciones. Trabajamos para la ciudad, y lo que es claro y clave es la unión entre el Ayuntamiento y la Federación Empresarial Segoviana para promover tanto Prado del Hoyo como el puerto seco. Segovia no ha visto nunca una oportunidad como esta, y desde luego que hemos puesto nuestros mayores esfuerzos en la diversificación del ámbito económico de la ciudad».

En cuanto al CIDE, que empezó a construirse hace once años, Merino se declara «convencido de que lo veremos ya consolidado» antes del 28 de mayo. ¿Con empresas ya alojadas? «Ya veremos cómo avanzan los plazos y procedimientos, pero desde luego, respecto a la FP, es algo que va más allá de cualquier colaboración con el ámbito privado, ya que no deja de ser otra Administración pública la que quiere asentarse ahí», apunta en referencia al Ministerio de Educación, que aún debe presentar públicamente el proyecto. Lo anunció ya en noviembre del año pasado Pedro Sánchez, aunque en calidad de secretario general del PSOE, durante el Congreso del PSCyL, como un «centro de innovación y tecnificación de alto rendimiento de FP», sin dar más detalles.

El portavoz de IU, Ángel Galindo, como socio de gobierno del PSOE, no duda en apuntar como «objetivos básicos» los de las concejalías de Medio Ambiente y Juventud y de Servicios Sociales y Educación, dado que la primera la lleva él y la segunda su compañera de siglas Ana Peñalosa. «Desde que entramos en el Gobierno hemos querido dar impulso a las políticas sociales y medioambientales, algo que todo el mundo nos está valorando, y en esa línea queremos seguir avanzando», sostiene. Reafirma su apuesta por la progresiva incorporación de flotas de vehículos eléctricos y gas en los servicios de la Concejalía de Medio Ambiente, así como la renovación de áreas infantiles y nuevas zonas para jóvenes (parques con aparatos para ejercicios de calistenia) y mayores (biosaludables). «En cuanto a las políticas sociales, ya se vio el impulso que le dimos en cuanto empezó la pandemia y ahora estamos trabajando para sacar un nuevo plan de ayudas para combatir la pobreza energética», continúa. El primero lo lanzaron el año pasado y el siguiente, que apunta a otoño, tendrá límites de rentas menos restrictivos para que puedan acceder más familias. «Y luego destacar también que hemos multiplicado las inversiones en los colegios, que cuando entramos estábamos en algo menos de 60.000 euros y ahora barajamos presupuestos de 300.000 en un año. Así que esa es nuestra idea, y ayudar a que se lleven a cabo todos los proyectos que hemos iniciado este mandato con la presencia de IU en el Gobierno municipal, empezando por las inversiones en los barrios, que fueron una apuesta decidida de IU para entrar en el Gobierno y también superan las del mandato pasado».

El portavoz del principal grupo de la oposición, el popular Pablo Pérez, obviamente muestra una visión muy distinta: «Nuestro primer objetivo y prioridad es seguir trabajando por ofrecer la alternativa que necesita Segovia para el Gobierno de la ciudad, que desde luego no tiene nada que ver con grandes proyectos y políticas de malgasto público como el CAT o el carril bici. Pretendemos demostrar que se puede gobernar para los ciudadanos y reconectar con ellos. Sabemos lo que necesitan, hemos sido muy duros y críticos con la gestión del PSOE, pero no hacemos más que manifestar el malestar que nos traslada la ciudadanía».

Pérez sí coincide con los socialistas en destacar Prado del Hoyo como un proyecto prioritario, aunque critica cómo se está gestionando. «El tema administrativo, lo que es conseguir el suelo y darle viabilidad, casi es lo fácil, y aun así lo han hecho muy mal por la tardanza. Lo difícil vendrá después: atraer capital de empresas que inviertan en Segovia. Lo sé porque es a lo que me he dedicado toda mi vida profesional, y la ciudad necesita esas inversiones para no estancarse más, sin olvidar también prestar más atención a lo cotidiano».

La portavoz municipal de Cs, Noemí Otero, por su parte, aboga por que su grupo siga «la línea de trabajo de estos años: política útil, propuestas constructivas mostrando necesidades de la ciudad, y por otro lado, fiscalizar la labor del equipo de Gobierno». «Esta misma semana vale de ejemplo por la moción que llevamos al pleno (del viernes) para pedir mejoras en seguridad vial, a la vez que hemos denunciado (el lunes) la baja ejecución presupuestaria del Ayuntamiento, de apenas un 7% en el primer semestre: 1,35 millones de los 19,6 previstos para inversiones».

Para el nuevo curso, «y de acuerdo con los compromisos adquiridos con el programa electoral», Otero reafirma posiciones para «defender la estación de autobuses en su ubicación actual, apostar por que los polígonos sean referentes reales de la economía local, la creación de un recinto ferial que pueda acoger congresos y otros eventos, o pensar en los más de 3.000 segovianos que se desplazan para trabajar o estudiar a Madrid, muchos de ellos en el tren, a los que no se hace ni caso.

En un punto medio encuentra su espacio el portavoz de Podemos-Equo, Guillermo San Juan, crítico con el Gobierno y a la vez socio de programa: «Hasta mayo nuestras prioridades en lo institucional son trabajar y pelear para que avancen las propuestas y proyectos que hemos realizado para nuestros barrios a través de diferentes acuerdos, mociones e iniciativas, y que se vayan convirtiendo en realidad porque de ello depende en gran medida la credibilidad del Gobierno que las ha firmado y las expectativas de la mayoría progresista de la ciudad».

«Vamos a seguir siendo independientes, trabajando en positivo, colaborando y proponiendo, diciendo las cosas que no funcionan para mejorar y avanzar», prosigue. «Nuestras prioridades están claras: energías verdes, inversiones en calles, espacios comunes y deportivos de nuestros barrios, política de vivienda, una estrategia industrial que refuerce nuestra economía, apoyo al tejido económico segoviano…».

En la Diputación, con el PP al frente en coalición con Cs, el portavoz popular, José María Bravo, recalca que «el objetivo último no puede ser otro que la ejecución presupuestaria, y vamos por buen camino», al afirmar que ya tienen garantizado el gasto de «un 60 o 70%, contando programas en curso que se mantienen a lo largo del ejercicio». «Queremos acabar bien un año lleno de inversiones en el que los ayuntamientos han contado con más dinero de la Diputación en todas las áreas, y a partir de octubre o noviembre trabajaremos en los presupuestos del próximo para que salgan en tiempo y forma, porque sólo así se puede asegurar el cumplimiento de los proyectos por los que apostamos». Lo dice sin anteponer unos a otros aunque, repreguntado por ellos, destaca la intención de avanzar en la construcción de depuradoras de aguas residuales gracias al programa que se firmó para ello con la Junta, con un listado de 37 de estas instalaciones en otros tantos pueblos, de las cuales tres están en construcción, tres en proceso de contratación y el resto en fase de redacción de proyecto o de análisis. «Pero es que proyectos hay muchos, también para la mejora de residencias, renovación de carreteras, y sobre todo, con los ayuntamientos como prioridad para apoyarles en sus proyectos».

«Lo que está claro es que arrancamos nuevo curso político en plena forma porque el Gobierno PP-Cs, al menos en la Diputación, ha quedado acreditado que funciona por cómo estamos convirtiendo promesas electorales en realidades», opina ahora el portavoz naranja, Ángel Jiménez. «Porque este mandato hemos resuelto hasta el problemón de Lastras de Cuéllar», sin agua potable asegurada desde 2014 por los niveles de nitratos, hasta que este año ha empezado a funcionar la nueva captación desde un manantial de Aguilafuente. «Y en esa línea de cooperación seguiremos para avanzar en el plan antiincendios (creación de una red de doce parques con bomberos profesionales y voluntarios, con los dos principales en Palazuelos y Boceguillas entre 2023 y 2024), el plan de carreteras, que está batiendo récords, reparación de colegios rurales, conectividad digital y un largo etcétera».

Desde la oposición, sin embargo, el portavoz del Grupo Socialista, Máximo San Macario, incluye la depuración de aguas en todos los pueblos y la conectividad entre las «promesas ninguneadas por el presidente de la Diputación», y denuncia que «el Nordeste lleva toda la legislatura sin la protección debida» en materia de extinción de incendios, «puesto que no hay ningún parque de Bomberos que les dé auxilio en menos de 30 minutos». Asimismo, reafirma su apuesta por «proponer ideas que mejoran la vida de segovianas y segovianos». «Para ello no dejaremos de llevar mociones a los Plenos, que aún sabiendo que casi siempre son rechazadas por el PP y Cs, luego terminan viendo la luz aunque sea con un seudónimo o título cambiado y firmado como idea del PP», afirma. «Y seguiremos nuestra incansable labor de fiscalización de la acción de gobierno, exigiendo transparencia al oscurantismo proceder del PP, demostrado en sus muchas negativas a facilitarnos la información requerida: ¿qué pasa con las cuentas de Quinta Real-Segovia 21?, ¿por qué no nos facilitan la información de las contrataciones y subvenciones por encima de los 3.000 euros, que no están publicadas en el portal de transparencia?, ¿por qué sigue sin existir un ordenado Plan de Carreteras?, ¿por qué no se renueva el convenio marco con los medios de comunicación que lleva sin renovarse desde que Miguel Angel de Vicente es presidente? Y podríamos seguir poniendo ejemplos y más ejemplos de este mal proceder del presidente». Nueve meses tienen para ello, que después ya serán los votantes quienes repartan notas, aunque en el caso de la Administración provincial la elección sea indirecta.