scorecardresearch

La remolacha mantiene los 13M€ en ayudas en la nueva PAC

SPC
-

El consejero de Agricultura anima a los agricultores, "especialmente a los jóvenes", a que siembren más remolacha y garantiza que la Junta defenderá "con uñas y dientes" al sector ante la "demonización" del azúcar por parte del Gobierno

El presidente de la Diputación de Valladolid, Conrado Íscar, y el consejero de Agricultura, Ganadería y Desarrollo Rural, Jesús Julio Carnero, clausuran la Jornada Técnica de Remolacha organizada por ACOR. - Foto: Leticia Pérez (Ical)

El consejero de Agricultura, Ganadería y Desarrollo Rural de la Junta de Castilla y León, Jesús Julio Carnero, anunció hoy que las ayudas asociadas a la remolacha se mantendrán con la nueva Política Agraria Común (PAC), por lo que los cultivadores de este producto en la Comunidad podrán recibir anualmente, a partir de 2023 y hasta 2027, aproximadamente 13 millones de euros en concepto de ayudas asociadas.

Carnero aseguró así, durante los instantes previos a la clausura de la Jornada Técnica de la Remolacha organizada hoy por ACOR en Valladolid, que "desde el punto de vista de la PAC, nuestros remolacheros tienen garantizada la ayuda asociada", mientras que la Junta trabaja para que el segundo pilar de la Política Agraria Común, relativo al desarrollo rural, contemple también para el sector su aporte medioambiental con ayudas de los denominados ecoesquemas.

No obstante, tal y como defendió Carnero, el cultivo de remolacha es "fundamental desde el punto de vista medioambiental", como aseguró que demuestra el estudio realizado por Itacyl, ACOR y Azucarera, que expone a la remolacha como "el cultivo que más aporta como sumidero de carbono", realizando así una contribución a "la lucha contra el cambio climático".

Pero es que además, el consejero de Agricultura, Ganadería y Desarrollo Rural también defendió la aportación social de la remolacha por incorporar "el mayor número de jóvenes" al medio rural de Castilla y León, así como su aportación económica, ya que "desde el punto de vista de la rentabilidad, se ha pasado de 70 a 100 toneladas por hectárea" en 15 años y Castilla y León es "la primera productora a nivel nacional" a través de una combinación de remolacha y azúcar que "da trabajo a más de 3.500 personas en zonas rurales, bien como sector primario o como sector de transformación con las fábricas azucareras de Toro, La Bañeza, Miranda de Ebro y Olmedo".

Por todo ello, Carnero definió al de la remolacha como un "sector estratégico y rentable" para Castilla y León, animando con ello a los agricultores, "especialmente a los jóvenes", a que siembren este tipo de cultivo porque "además es estar, de alguna manera, a la moda de lo que está imponiendo Europa desde el punto de vista de las rotaciones y diversificaciones de cultivo".

Contra la "demonización" del azúcar

Tras alabar todas las circunstancias positivas del cultivo de la remolacha, el consejero de Agricultura, Ganadería y Desarrollo Rural recordó su mensaje de que el azúcar es "un alimento que, consumido con moderación, es necesario en la dieta" para contrarrestar los eslóganes del Gobierno que contribuyen a "la demonización de determinados productos".

"No podemos sino criticarla", continuó esgrimiendo Carnero, afirmando que desde el Ejecutivo nacional "desconocen el mundo rural y todo lo que acontece en el mismo" y contraponiendo a ello a la Junta de Castilla y León, que aseguró va a "seguir defendiendo al sector con uñas y dientes", más aún en este momento de "negociación" del Plan Estratégico Nacional.

También defendió hoy el cultivo de remolacha, en el Centro Cultural Miguel Delibes, el presidente de la Diputación de Valladolid, Conrado Íscar, incidiendo en la importancia de un sector que "genera riqueza" en la provincia y permite que "los agricultores vivan en nuestros municipios".

Es por ello que desde la institución provincial, a pesar de no tener competencias, toman "muchas medidas" en colaboración con la Junta para la defensa del sector primario, como expuso Íscar en relación a las alegaciones al Plan Hidrológico del Duero para "defender los intereses del mundo rural ante un nuevo ataque" o con los convenios de colaboración para acabar con las plagas de topillos campesinos que "tanto daño e incertidumbre generan en los agricultores".

Todo ello en los instantes previos a la clausura de la Jornada Técnica de Remolacha organizada en Valladolid por ACOR, cuyo presidente, Jesús Posadas, animó al productor de remolacha a "contratarla con ACOR" porque se está viviendo "un momento dulce con el precio del azúcar" por lo que "a pesar de la incertidumbre en el sector del regadío, es un cultivo que va a ser rentable".