scorecardresearch

La ampliación del hospital requerirá al menos dos legislaturas

David Aso
-

Sólo la fase de obras puede llevar cuatro años, aparte de la posterior de equipamiento, y ahora se encara una fase previa, pendiente de expropiaciones y cambios urbanísticos antes de abordar concursos y adjudicaciones

Hospital de Segovia. - Foto: Rosa Blanco

«El otro día oía que en este mandato vamos a tener la segunda dotación hospitalaria y me pone feliz», decía la alcaldesa, Clara Luquero, en el pleno del viernes 28 de abril. «Y yo lo quiero creer, pero de repente me viene a la memoria lo vivido y digo: ¿cuántas veces se ha anunciado esto en relación con el centro de salud de Nueva Segovia? Pues desde hace 20 años, cada cuatro», afirmaba. Una reflexión que podrían suscribir miles, pero que parte de una premisa ficticia porque lo cierto es que nadie de la Junta ha dicho realmente que la ampliación del hospital vaya a terminarse en esta legislatura, ni lo va a decir, aunque la ambigüedad de los mensajes lanzados se preste a dudar. De hecho, se presume cuando menos muy complicado que pueda estar totalmente acabada y operativa incluso en la siguiente legislatura (la de 2026 a 2030, salvo adelanto electoral), por más que esta misma semana, dos años después del anuncio de la futura ampliación, se haya iniciado el grueso del proceso administrativo para que un día sean realidad las nuevas infraestructuras hospitalarias (y educativas) enfrente de las instalaciones actuales del Complejo Asistencial. Por un lado el nuevo edificio de consultas externas, que incluirá un área de Psiquiatría y la unidad pública de Radioterapia; y por otro, la Escuela de Enfermería. Todo en un nuevo desarrollo de más de 36.000 m2 para conformar un único complejo que casi duplicará la superficie del ya existente.

Tampoco lo ha puesto fácil para evitar malas interpretaciones el propio consejero de Sanidad, Alejandro Vázquez, por las ambiguas declaraciones que hizo a la prensa en un acto en La Granja el miércoles 27 de abril. Preguntado por sus objetivos para Segovia en esta legislatura que apenas acaba de iniciarse, empezó a responder citando como«retos» cuestiones relativas a «reforzar el personal de Atención Primaria». Señaló después la Escuela de Enfermería, que dijo que arrancará en septiembre, a pesar de que no tiene cerrada aún la ubicación provisional (en principio, el campus María Zambrano, si bien las negociaciones con la UVa siguen abiertas), a la espera de tener su sede propia en terrenos de la ampliación del Complejo Asistencial. «Y luego cómo no, pues hablar del nuevo edificio del hospital de Segovia, que está dentro por supuesto de esta legislatura», dijo a continuación el consejero. Claro que no concretó si la expresión «dentro de la legislatura» implica acabar la fase administrativa, llegar a poner la primera piedra o incluso la última de aquí a 2026. Se expuso así a generar expectativas condenadas a la frustración en quienes interpretaran que se espera acabar en un plazo tan relativamente corto; y a nivel político, se expuso también a que otros partidos, ya sea por no entenderle o por no querer hacerlo, atribuyan un nuevo «compromiso incumplido» a la Junta cuando se avecinen las elecciones autonómicas de 2026.

En este contexto, fuentes oficiales de la Consejería de Sanidad consultadas por El Día aclaran lo obvio, que la ampliación del hospital no se prevé terminar de aquí a 2026. Matizan que cuando el consejero dijo que la ampliación está «dentro de la legislatura» se refería al compromiso de avanzar todo lo posible, y ponen como ejemplo en ese sentido el paso clave dado el pasado martes con una doble publicación en el Boletín Oficial de Castilla y León: el inicio del procedimiento de aprobación de un Plan Regional para este proyecto, denominación que recibe el «instrumento territorial y urbanístico» que se utilizará para agilizar expropiaciones, cambios de clasificación y uso de suelo (casi todo el que se adquiere es rústico) y otras actuaciones urbanísticas que son imprescindibles antes de la primera piedra; y por otro lado, en paralelo, precisamente un cambio urbanístico fundamental, el inicio del procedimiento de aprobación de la modificación de las Directrices de Ordenación de Ámbito Subregional de Segovia y Entorno, para dar encaje legal a las condiciones de edificación necesarias. En ambos casos se han abierto los preceptivos plazos de información pública: 45 días para el Plan Regional y un mes para el cambio de directrices de ordenación territorial. Después tocará resolver las alegaciones que lleguen y también abordar la aprobación definitiva del Plan Regional, cerrar las expropiaciones de terrenos, sacar a concurso la elaboración de los proyectos, el tiempo que lleve redactarlos, los concursos posteriores para la adjudicación de las obras...

El delegado territorial de la Junta en Segovia, José Mazarías, valora especialmente «el acierto» de la apuesta por que la figura del Plan Regional ampare todo este proyecto, ya que «permite acelerar mucho los plazos», y propicia «una diferencia enorme» en ese sentido respecto a lo que ha sucedido con otros proyectos como el centro de salud Segovia IV, «que es verdad que se ha esperado durante mucho tiempo hasta que por fin han empezado las obras».

En el caso del hospital, Mazarías destaca que «sólo los trámites realizados hasta la publicación de los cambios urbanísticos esta semana habrían llevado dos años en condiciones normales, y ahora sólo se ha tardado cinco meses», sostiene. ¿Y ve posible que toda la ampliación esté terminada y operativa antes de que acabe la siguiente legislatura, en teoría en 2030? «A la vista de la cobertura y la velocidad que imprime el paraguas del Plan Regional, soy optimista a la hora de pensar que este proyecto estará terminado y funcionando antes de lo que imaginamos», responde, sin llegar a precisar plazos, e independientemente de que no puede descartarse que en el transcurso de la siguiente legislatura pueda ir activándose algo;por ejemplo, la Escuela de Enfermería.

CIFRAS. La documentación del Plan Regional tampoco contiene plazos, pero sí recoge cifras novedosas como la estimación de la inversión global prevista: 54,6 millones de euros. A la ampliación del hospital le corresponden 40, con 32 en edificación y 8 en equipamiento.Cifras similares a las de la segunda fase de la ampliación del Complejo Asistencial de Soria, sin ir muy lejos, que se terminó adjudicando en septiembre de 2018 por casi 30 millones y un plazo de ejecución de las obras que vale una legislatura: cuatro años; más el tiempo que lleve la fase de equipamiento, con sus preceptivos concursos, para completar una obra que entró en planificación hace más de una década. En cuanto al centro de salud de Nueva Segovia, a pesar de ser claramente menos complejo que la ampliación del hospital, se adjudicó con 20 meses de plazo de ejecución y necesitará al menos otros 12 para equiparlo.

De vuelta a las cuentas del proyecto de ampliación hospitalaria y educativa, se estima en 6,6 millones el coste de las actuaciones de recalificación, cambio de uso y urbanización de los terrenos. Incluidos los que son de titularidad privada, que se esperan expropiar por 352.790,75 euros.Otra cuestión es que sus actuales propietarios acepten la propuesta sin recurrir a la vía judicial, si bien eso no paralizaría el proceso gracias a la Declaración Regional, que viene a ser como dar al proyecto la categoría de interés regional para avalar, por ejemplo, ocupaciones de terreno por urgencia. 

En cuanto a la Escuela de Enfermería, se estiman ocho millones de inversión para levantar una edificación de unos 4.098 m² construidos (3.415 m² de superficie útil). Contará con cuatro aulas para clases teóricas con capacidad para 90 alumnos cada una, ocho para prácticas con capacidad para 45, dos laboratorios docentes de 100 metros cuadrados, un salón de actos de 200 y uno de grados de 50, aparte de despachos y otras dependencias comunes.

La superficie que ocupará en total la Escuela de Enfermería asciende a 8.290 m², y sumando los 27.724 que se asignan a la ampliación del hospital, el futuro complejo casi duplicará el actual, dado que el hospital existente abarca 45.643 m².

No obstante, el ámbito de actuación del Plan Regional de ampliación del hospital se extenderá sobre 121.444 m² en total, contando viario público. No en vano, el nuevo desarrollo, además de nuevos viales internos y la reordenación de los actuales, exige una importante mejora de los accesos a lo largo de la calle 3 de abril (antigua carretera CN-110), con la ampliación de la rotonda que enlaza con Erik Clavería y la creación de otras dos, entre otras actuaciones.

Cada parcela incluirá también otras dotaciones comunes como un una zona de aparcamiento para 200 vehículos en la nueva área hospitalaria, u otra para 120 en la de Enfermería. Curioso que en el Plan Regional se apunta que el cálculo de capacidad de esta última zona de aparcamiento se ha partido de «una previsión de 120 alumnos y 35 empleados», por cierto. Pero tiempo habrá, en cualquier caso, para entrar más adelante en los detalles de unos proyectos que van para largo, por más que ya nadie cuestione el histórico déficit de infraestructuras sanitarias de Segovia.