scorecardresearch

Plàcid Garcia-Planas gana el XXXVII Premio 'Cirilo Rodríguez'

Patricia Martín / Ical
-

La fiesta del periodismo internacional también reconoció, como finalistas, a Griselda Pastor y Jacobo García

Desde la izquierda, Jacobo García, Griselda Pastor, Dolores Masana y Garcia-Planas - Foto: Nacho Valverde

El enviado especial de La Vanguardia a conflictos internacionales, Plàcid García-Planas (Sabadell, 1962) se convirtió hoy en el ganador de la 37º edición del Premio 'Cirilo Rodríguez', que este año estrenó una dotación económica mayor, con 8.000 euros, además de la exclusiva pieza de la Real Fábrica de Cristales de La Granja, 'Lente de la tierra'. La corresponsal en Bruselas de la SER, Griselda Pastor, y el corresponsal de El País para México, Centroamérica y Caribe, Jacobo García, como finalistas, recibieron 2.000 euros y una reproducción del trofeo.

Plàcid García-Planas Marcet (Sabadell, 1962) ganó a la segunda el 'Cirilo Rodríguez', y lo recibió de manos de la alcaldesa de Segovia, Clara Luquero, y el presidente de la Asociación de Periodistas de Segovia (APS), Miguel Ángel López. "Este premio lo gano con vosotros", les dijo a sus compañeros.

"No fue Twitter el que me dio el relevo como periodista, sino un señor mayor en al redacción de La Vanguardia, como becario, José Cassant, que hacía los mapas de Stalingrado, cuando comenzo ene l periódico. García Planas abogó por "entender el tiempo y lo estamos perdiendo, el reporterismo". El ganador del 'Cirilo Rodríguez' hizo una encendida defensa del trabajo de los reporteros y sus diferencias frente a los tertulianos.

El vicepresidente de FAPE, Aurelio Martín, entrega el premio de honor a Dolores Masana El vicepresidente de FAPE, Aurelio Martín, entrega el premio de honor a Dolores Masana - Foto: Nacho Valverde

Aplausos al contar la anécdota de una llamada de una compañera. "Estar en Facebook, me preguntó. No, estoy en Kandahar", detalló. Como no sabía que era una ciudad de Afganistán, le dijo "estoy en una red social de talibanes".

Licenciado en Ciencias de la información por la Universidad de Navarra. Reportero de la sección de internacional de La Vanguardia desde 1988, ha sido enviado a diversos frentes, como el de los Balcanes y en Próximo Oriente, tanto en la Guerra del Golfo, como en la de Irak. Ha informado desde Afganistán y ha sido uno de los pocos europeos que ha conseguido entrar en Kandahar, la ciudad emblemática de los talibanes, donde se disfrazó de pastún para evitar el riesgo de secuestro.

Plàcid García-Planas es también autor de los libros 'La revancha del reportero', 'Como un ángel sin permiso' y 'El marqués y la esvástica', éste último en coautoría con Rosa Sala Rose. En marzo de 2016 fue nombrado director del 'Memorial Democràtic' de Catalunya, hasta el 1 de enero de 2019, fecha en la que regresó a su anterior puesto en la sección internacional de La Vanguardia. Cuenta con el primer Premio de Periodismo de Investigación del Grupo Godó y del Grup 62.

Plàcid Garcia-Planas durante su intervenciónPlàcid Garcia-Planas durante su intervención - Foto: Nacho Valverde

La segunda finalista fue la corresponsal comunitaria de la Cadena SER, Griselda Pastor, recogió su 'Lente de la Tierra' de manos de la directiva de la APS, Teresa Sanz, y la vicepresidenta segunda de la Diputación, Sara Dueñas. Por segunda vez, Pastor queda finalista del 'Cirilo Rodríguez'. En su breve discurso, que mantiene "las ganas de seguir informando" y su deseo de estar otra vez en Segovia, sabiendo que tenía dos competidores "muy grandes".

Pastor comenzó su carrera profesional en Ràdio Reus y como corresponsal en Tarragona de la Agencia EFE. Entre 1990 y 1998, se encargó de la información política de la SER en Cataluña en Ràdio Barcelona. Ese año, se trasladó a Bruselas como corresponsal para la Cadena SER, tuvo que contar la guerra de los Balcanes y cubrir la información de la OTAN. En todos estos años, testigo y autora de las crónicas sobre la llegada del euro, la ampliaciones de la UE, la crisis económica, la crisis de los refugiados, el Brexit, la pandemia, los efectos de la invasión rusa a Ucrania.

El primero en subir al escenario del salón de actos del Parador de Turismo, como primer finalista, fue el corresponsal de El País en México y Centroamérica, Jacobo García, que recibió el premio de la directora del Museo del Vidrio, Paloma Pastor, y el vicerrector de la Uva en Segovia, Agustín García Matilla.

"Emocionado y contento", comenzó, dedicó el premio a su familia, al estar tanto tiempo lejos de casa. Jacobo García aseguró que cree en el Periodismo porque "tiene sentido ir a los sitios para contarlo". Una profesión que le ha permitido "viajar por la vida con un billete de primera" para contar cosas y hoy estar rodeado de referentes.

García lleva dos décadas residiendo en México. "Un ecosistema que está pasando lo peores momentos que recuerdo", sostuvo. Lleva un mes en Ucrania, y en su casa hay tres periodistas de El Salvador y un guatemalteco, por hacer reportajes, por poner contra las cuerdas a sus gobiernos "Evitar que haya zonas de silencio", sostuvo, y evitar también los asesinatos, que tan de cerca ha vivido.

Jacobo García también ha trabajado para medios de comunicación como COPE y El Mundo, así como para Associated Press en Colombia. Actualmente se encuentra cubriendo el conflicto en Ucrania, tras la invasión de Rusia.

Evitar el avance de la desinformación 

El presidente de la Asociación de Periodistas de Segovia (APS), Miguel Ángel López, fue el primero en tomar la palabra, que recordó que la anterior edición fue en septiembre a causa de la pandemia y ahora remota su normalidad en primavera. López recogió la petición de FAPE a los medios y periodistas para impulsar una generación ética del periodismo recuperar la confianza de los ciudadanos y frenar "el avance de la desinformación", que lleva a los discursos del odio y la discriminación.

El Premio de Periodismo 'Cirilo Rodríguez' cuenta con la presidencia de honor de la Reina doña Letizia. La gala de su XXXVII edición fue conducida por la periodista segoviana Victoria Domínguez, secretaria de la Asociación de Periodistas de Segovia, editora también de los vídeos de los tres finalistas.

A la gala acudieron numerosos invitados políticos, entre ellos, la alcaldesa de Segovia, Clara Luquero, que abandonará el cargo el viernes 27 de mayo, acompañada de varios miembros de su equipo de Gobierno, así como la vicepresidente de la Diputación, Sara Dueñas.

Una cita anual que reúne a 'la tribu', todo un referente para los profesionales del periodismo internacional en España, que lleva el nombre del periodista segoviano que narró en Radio Nacional de España, la llegada del hombre a la Luna.

 

Homenaje a Dolores Masana

La veterana periodista y expresidenta de Reporteros sin Fronteras en España y su actual presidenta honorífica, María Dolores Masana, recibió hoy de manos del vicepresidente de FAPE, Aurelio Martín, la pieza de cristal 'Lente de la Tierra', el Premio 'Cirilo Rodríguez de Honor', que entrega de forma extraordinaria la Asociación de Periodistas de Segovia, en la gala de entrega del galardón dirigido a corresponsables y enviados especiales, celebrada en el Parador de Segovia.

Masana, de 85 años, visiblemente emocionada pero con una gran vitalidad, recordó a las tres periodistas asesinadas en las últimas semanas, por ejercer su profesión.  "Crímenes que quedarán impunes. No les olvidemos nunca", dijo la homenajeada. 

Además, se mostró feliz por su tercer premio en su carrera. Agradeció la buena acogida a la candidatura y los muchos años de compañerismo de Aurelio Martín y Gervasio Sánchez. Habló de haber podido ejercer esta profesión "con amor y agradecimiento y sus cinco hijos, "su motor", de "una mamá que aunque viajaba mucho les llevaba siempre en el corazón".

El encargado de glosar la figura y trayectoria de María Dolores Masana fue el reportero gráfico, Gervasio Sánchez. Comenzó remarcando que fue enviada especial en Oriente Medio y el norte de África durante dos décadas. "Resistente, luchadora e incombustible al desaliento", dijo Sánchez, al ser uno de los 16 alumnos que aprobó la carrera en su promoción. Casada y con hijos, realizó los estudios de Periodismo en la Escuela de Barcelona. Por ejemplo, cubrió la guerra de Argelia con cinco hijos.

Al jubilarse de La Vanguardia asumió la presidencia de la sección de España de Reporteros Sin Fronteras, para luchar contra los abusos hacia la libertad de prensa y los periodistas amenazados, profesionalizando esta sección una muestra de "su generosidad", sumando periodistas de todo el arco político, además de luchar por la Libertad de Prensa y de Expresión. Sánchez se dirigió a ella como si "fueras mi madre", con unas palabras llenas de cariño y emoción.

Por su parte, el presidente de la Asociación de Periodistas de Segovia, Miguel Ángel López, señaló que se le entregan "como reconocimiento a la dedicación al Periodismo". Masana fue la presidente de Reporteros sin Fronteras en España entre junio de 2003 y junio de 2011. Fue Jefe de Sección de Internacional de La Vanguardia, durante más de tres décadas, entre 1970 y 2003. Actualmente sigue vinculada a la FAPE, como responsable de Deontología,