scorecardresearch

El éxito de una cita histórica

Agencias-SPC
-

La imagen de España sale reforzada tras ser el escenario idóneo para fijar la nueva 'hoja de ruta' de la Alianza, que sitúa a Rusia como su principal amenaza y que suma a dos nuevos miembros

El éxito de una cita histórica - Foto: Juanjo Martín

España puede congratularse de haber sido el escenario de una cumbre de la OTAN con una organización impecable, sin incidentes, y exhibiendo la belleza cultural a los líderes extranjeros miembros de la Alianza Atlántica. La celebración del cónclave internacional en Madrid fue todo un éxito. Los mandatarios trasladaron este sentimiento al presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, que también se apuntó un tanto como anfitrión. 

La treintena de dirigentes presentes en Madrid mostraron ser un frente unido ante Rusia y consiguieron aprobar un nuevo Concepto Estratégico con miras al futuro. De esta forma, el pasado jueves se despidieron hasta la próxima cita en 2023, que será en la capital lituana, Vilna, uno de los países sobre los que planea precisamente la amenaza de Moscú. 

Una imagen reforzada que dio el organismo que consiguió fijar el camino para la próxima década con una nueva hoja de ruta. Los socios de la OTAN prestaron su firme apoyo a Ucrania, que sufre la invasión rusa desde el pasado 24 de febrero, y se llegó a un acuerdo sobre la futura entrada en la Alianza de Suecia y Finlandia, después de que Turquía levantara su veto sobre esta cuestión. Además, en esta nueva estrategia, la organización ha pasado a considerar a Moscú como su principal amenaza, mientras que alerta de que China supone un reto para sus valores. 

El éxito de una cita históricaEl éxito de una cita histórica - Foto: NACHO DOCEEntre las decisiones claves para España, la Alianza ampara tácitamente a Ceuta y Melilla; se incluye por primera vez a la región del Sahel, junto con Oriente Medio y el norte de África, como fuente de conflictos e inestabilidad; la inmigración irregular como amenaza y el compromiso de EEUU de incrementar de cuatro a seis el número de destructores en la base naval de Rota (Cádiz). 

Todos los miembros coincidieron en reconocer la buena ejecución y desarrollo de la cita.

Para el secretario general de la OTAN, Jens Stoltenberg, la cumbre fue «perfecta». Aplaudió la «impecable» organización y expresó su agradecimiento a los Reyes, Felipe VIy Doña Letizia, y a Sánchez en nombre de todos los aliados. «Ha sido el mejor marco posible para una cumbre histórica. Madrid es una hermosa ciudad, con el Palacio Real, el Museo del Prado y las instalaciones muy disponibles», manifestó el alemán. En su opinión, España es «un aliado muy valioso» dentro del bloque euroatlántico, que incluyó por primera vez el flanco sur entre los frentes a tener en cuenta de cara a potenciales desafíos, tal y como deseaba el Gobierno. 

El éxito de una cita históricaEl éxito de una cita histórica - Foto: BallesterosLa asistencia del presidente de Estados Unidos, Joe Biden, fue una de las que generó mayor expectación en la capital. El mandatario norteamericano tuvo una buena sintonía con su homólogo español con el que conversó distendida y amigablemente. Biden confesó que fue «una cumbre histórica en un maravilloso lugar», mientras que el canciller alemán, Olaf Scholz, celebró que por primera vez hayan participado los socios del Indo-Pacífico (Australia, Nueva Zelanda, Japón y Corea del Sur) y dado las gracias al presidente del Gobierno. «España es un aliado importante», destacó.

Similares alabanzas fueron las del primer ministro británico, Boris Johnson, «creo que han hecho un trabajo increíble», comentó, además de añadir que la OTAN ha demostrado que «goza de buena salud y se fortalece con nuevos miembros y un nuevo propósito».

Por su parte, el presidente francés, Emmanuel Macron, agradeció la «perfecta organización» y en particular la apuesta de los Reyes y Sánchez por celebrar una cena euroatlántica por primera vez, que reunió en torno a la mesa a los miembros de la OTAN y los seis miembros de la UE que no forman parte de la Alianza, incluidos por ahora Finlandia y Suecia. 

El éxito de una cita históricaEl éxito de una cita histórica - Foto: BallesterosAdemás de a Sánchez, el premier de Canadá, Justin Trudeau, que tras la cumbre se reunió con su homólogo español en Moncloa, agradeció al pueblo español la acogida.

Fuentes del Gobierno explicaron que los líderes bromearon durante estos dos días con el hecho de que la cumbres en Madrid son sinónimo de ampliación y fortalecimiento, ya que, tras la anterior celebrada en 1997, se inició la ampliación hacia los países del este de Europa y en esta se da entrada de Finlandia y Suecia. Así las cosas, los líderes han acordado que Vilna acoja el encuentro del próximo año, en una clara señal de apoyo a los Estados bálticos que sufren la amenaza de Rusia más de cerca y que han visto reforzar en los últimos meses la presencia de efectivos de la OTAN en su territorio.