TIEMPO MUERTO

Diego Izco

Periodista especializado en información deportiva


Gareth

30/05/2020

Ignoro cómo funciona el tinglado, pero funciona: de repente, varios medios de comunicación se ponen de acuerdo para sacar un tema sobre la mesa. Un tema no-noticiable, un tema sobre el que colgar varios artículos de opinión, reportajes y textos atemporales. ¿Por qué últimamente se habla tanto de Bale? No ha hecho nada, no ha recaído, no lo quiere nadie, no está en el mercado. Y por mucho que les digan que todo nace en una entrevista, desconfíen: todo, absolutamente todo, nace en la idea estúpida de que iba a ser el heredero de Cristiano Ronaldo.

Ese 'tinglado' que les refiero, tal vez un entente entre club, medios, enorme masa social, intereses visibles e intereses ocultos, etcétera, vendió en verano de 2014 (previo pago de 100 millones) que Gareth venía para comerse el mundo. Y el muchacho se plantó en el Bernabéu con una sonrisa incrédula: la que pones en el exceso de expectativas, cuando todo el mundo te mira como algo que no eres… pero pareces ser el único en saberlo.

Seis años después, nadie ha dicho: nos equivocamos. Alguien está rehuyendo de la culpa y toda recae sobre Bale, el golfista apático, el buen jugador que jamás será lo que el madridismo pretende que sea.

P.D. «Casi todos los jugadores están en duda para el siguiente partido. Es normal, con sólo dos días para recuperarte… Varios futbolistas han notado algo, pequeños golpes, molestias... Siempre los hay. Si tienes una semana de descanso, dejas de notarlos. Pero no con dos días. Cuando apenas pasan 48 horas de un encuentro a otro, las molestias se incrementan cada vez más». Peter Bosz, técnico del Leverkusen, anticipando en conferencia de prensa la que se nos viene encima por intentar terminar las Ligas a toda costa.