Tu privacidad es importante para nosotros

Utilizamos cookies propias y de terceros para analizar nuestros servicios, medir las audiencias, personalizar el contenido que ofrecemos y mostrarte publicidad adaptada a tus intereses mediante la obtención de los datos necesarios para perfilar tus hábitos de navegación e inferir grupos de interés.
Podemos asimismo utilizar fuentes de datos externas para elaborar estos grupos de interés, así compartir los análisis de navegación y los grupos de interés inferidos con terceros con el objetivo de personalizar contenidos y campañas publicitarias.
Puedes personalizar los propósitos para los cuales permites el uso de tu información, utilizando los siguientes botones:
Puedes también consultar la política de cookies al completo aquí.
Saber más

El templo de la cerveza

Maricruz Sánchez (SPC)
-
El templo de la cerveza

La Coruña es desde ahora un punto de referencia para los amantes de esta bebida fermentada gracias a MEGA, un espacio expositivo único

Desde su inauguración, el pasado mes de junio, más de 20.000 personas han recorrido ya las salas de MEGA, Mundo Estrella Galicia. Un enclave de visita obligada para los amantes de la cerveza y el primer y único museo dedicado a esta bebida fermentada en España, creado por Hijos de Rivera tras acometer una inversión cercana a los 10 millones de euros en el polígono industrial A Grela, en La Coruña.
La idea de la empresa, el cuarto productor nacional de cerveza por volumen de facturación, era contar con un espacio integrado en la misma fábrica de Estrella Galicia pero que fuese más allá de un museo al uso. Así, levantado en la antigua sala de cocción, el hilo conductor del proyecto es el mundo cervecero y la propia marca, con más de 110 años de experiencia en el sector.
Para realizar tanto la conceptualización como el diseño, producción y montaje de MEGA, la cervecera recurrió a Imandra Project, que ha elaborado una experiencia original, llena de contenido, a través de la que es posible acercarse de un modo interactivo al valor y significado cultural que tiene esta bebida. 
Y todo ello alojado en un moderno edificio de 2.500 metros cuadrados distribuidos en cuatro plantas, abierto hacia el exterior mediante una gran fachada acristalada, sostenida por estructuras metálicas en color rojo. En su interior, puede verse el resultado del exhaustivo trabajo de búsqueda realizado por la compañía, catalogando más de 14.000 elementos documentales, unas 10.000 fotografías y cientos de horas de vídeo. Una labor que permite a sus visitantes elegir entre diversos tipos de experiencias en función de sus inquietudes, como la visita libre, la visita guiada o los diferentes talleres.
A lo largo del recorrido por estas instalaciones, es posible ver, tocar, degustar y sentir el mundo cervecero. Y es que, todo el modelo museístico se basa en ofrecer una experiencia personalizada al usuario que hace posible interactuar con diferentes elementos y obtener información en base a intereses particulares. Para lograrlo, se ha aplicado el innovador sistema de identificación RFID, por el que las personas que acuden llevan una pulsera con un chip que les identifica y adapta los contenidos a sus demandas.
Gracias a ello, los visitantes son capaces de convivir con las materias primas (agua, lúpulo, malta de cebada y levadura) con las que se elabora esta bebida milenaria y todo un clásico en la cultura patria. 

El templo de la cerveza
El templo de la cerveza
El templo de la cerveza
El templo de la cerveza