Ciudadanos entra en el Gobierno de la Diputación

S.A.
-

Al amparo del pacto de gobernabilidad firmado por PP y la formación naranja, Noemí Otero (Cs) asume el área delegada de Empleo y Promoción Económica

El presidente de la Diputación, Miguel Ángel de Vicente, presentó hoy el organigrama de su equipo de Gobierno. - Foto: ICAL

Con el ceremonial propio de las grandes ocasiones, el salón del Trono de la Diputación Provincial ha sido hoy escenario de un acuerdo inédito. El nuevo presidente de la institución provincial, Miguel Ángel de Vicente (PP) y la diputada provincial y concejala en el Ayuntamiento de la capital, Noemí Otero (Cs) han suscrito un acuerdo de estabilidad y gobernabilidad para el actual mandato corporativo, de 2019 a 2023. De Vicente ha enmarcado este pacto en el “contexto” de acuerdos suscritos entre ambas formaciones, a nivel nacional y regional, “al que ninguna provincia se ha podido abstraer”; en este caso, según recordó, al suscrito para el Gobierno de Castilla y León que ha otorgado la presidencia de la Junta al popular Alfonso Fernández Mañueco con el apoyo de la formación de Albert Rivera.

El pacto PP-Cs en la Diputación pretende “que la creación de riqueza y empleo junto a la modernización y mantenimiento de lo existente, sirvan como medidas para fijar población en nuestro medio rural”, según reza el documento firmado por De Vicente y Otero, en presencia de otros diputados provinciales, como Basilio Otero y diferentes representantes institucionales de Cs, entre ellos el secretario de Acción Institucional y procurador por Salamanca, David Castaño.

En virtud del acuerdo, Noemí Otero formará parte del equipo de Gobierno de la Diputación, como delegada del Área de Empleo, Promoción Provincial y Sostenibilidad. En el organigrama del nuevo equipo de Gobierno, que dio a conocer De Vicente en rueda de prensa, figuran José María Bravo (PP) como vicepresidente primero y portavoz; mientras que Sara Dueñas, anterior responsable de Cultura, ocupará ahora la vicepresidencia segunda y las relaciones institucionales de la institución, además de la delegación del servicio de asistencia a municipios, modernización y relaciones institucionales.

En el equipo de Gobierno habrá 8 miembros liberados al cien por cien, incluido su presidente, mientras que la diputada popular Azucena Suárez lo estará al 50%, cargo que compatibilizará con su labor en el Ayuntamiento de la capital. El presidente cobrará 69.154 euros y 62.000 euros cada uno de los dos vicepresidentes. Según el reglamento, a los diputados del equipo de Gobierno y portavoces de los grupos les corresponde una asignación de 59.000 euros anuales; y de 56.000 euros a los diputados de PP y PSOE que el reglamento les permite liberar, dos para cada una de estas formaciones y uno más para Cs. El PP solo utilizará una ‘liberación’, en favor de Magdalena Rodríguez y se reserva la otra; el PSOE liberará al 100% a su portavoz -Máximo San Macario-, mientras que la otra nómina la dividirá al 60% entre Borja Lavandera, alcalde de Trescasas, y Gloria Hernando, concejala en Bernuy. El otro diputado de Cs, su portavoz, Ángel Jiménez, renuncia a la liberación que le correspondería a su grupo, de manera que su remuneración obedecerá a las dietas por asistencia a plenos y comisiones.