Una desescalada a dos velocidades

SPC-Agencias
-

Trabajo plantea dos fases para relanzar la actividad laboral, una antes de verano y otra a final de año, y estima que la recuperación será especialmente lenta para turismo y ocio

Dos empleados de una planta logística en Barcelona trabajan protegidos con mascarillas y guantes. - Foto: Quique García

El Gobierno plantea la reanudación de la actividad económica, afectada por el coronavirus, en dos tiempos, una primera etapa antes de verano y otra a final de año. Lo desveló ayer la propia ministra de Trabajo, Yolanda Díaz, indicando que el período inicial de desescalada «abarcará los sectores productivos hasta la temporada estival y otro que se extenderá hasta que acabe 2020». En este segundo, irían reincorporándose sectores especialmente golpeados por la crisis sanitaria como el turismo, que incluye la hostelería, la restauración y una parte del comercio.
La ministra indicó que unos cinco millones de puestos de trabajo dependen del ámbito turístico y que el Ejecutivo está diseñando medidas para proteger la actividad y el empleo en ese sector, así como en otros muy afectados como el de las empresas que se dedican a la navegación aérea y marítima, actualmente paralizadas por fuerza mayor y que se han acogido a expedientes temporales de empleo (ERTE).
Respecto a la intención del Gobierno de preparar una hoja de ruta para reactivar el turismo nacional, Díaz apuntó que la ministra del ramo, Reyes Maroto, está trabajando con el sector para definir «planes de actuación concretos» para salvar la actividad de la restauración, hostelería y comercio que «definen la estructura productiva de España».
Los negocios vinculados al turismo ya se sabe «que van a tener enormes dificultades», aseveró, por lo que Trabajo diseña con los agentes sociales «cómo pautar las medidas para dar también amortiguación social a este proceso» y estudia cómo continuar con los ERTE en esos ámbitos que «a día de hoy y hasta dentro de muchos meses van a continuar sin actividad alguna».
Acerca de la inquietud de muchos trabajadores que han sufrido un ERTE sobre cuándo cobrarán, la titular de Trabajo afirmó que los funcionarios de las oficinas de empleo del SEPE están trabajando hasta los fines de semana y que solo han librado el domingo de Resurrección para solventar esta cuestión. Asimismo, añadió que reconocen más de 100.000 prestaciones al día y críticó la posición del PP, por poner en entredicho la labor de los funcionarios.
En este sentido, Díaz Mantuvo que las prestaciones «no se van a cobrar el 10 de mayo como es lo habitual sino mucho antes».
Los más golpeados. El turismo, el comercio al por menor no alimentario, la automoción y componentes, el textil y confección, los bienes de consumo duradero y las actividades de ocio y culturales son los seis sectores en los que la crisis generada por la pandemia tendrá un mayor impacto en el corto plazo.
Esa es una de las conclusiones del informe elaborado por el equipo de análisis del Observatorio Sectorial DBK de Informa, filial de CESCE. Un documento que advierte de cómo la cancelación de reservas, viajes y el parón de los desplazamientos, suspendiéndose la actividad prevista en Semana Santa, han penalizado toda actividad relacionada con el turismo.
También afectan el cierre de los establecimientos a los proveedores del comercio al por menor no alimentario, los bienes de consumo duradero como muebles, electrodomésticos, electrónica, textil o calzado, y el automóvil.