España gana entre sopor y desilusión

SPC
-
España gana entre sopor y desilusión - Foto: Ángel Medina G.

Los de Luis Enrique sacan un triunfo ante Bosnia en un encuentro gris, marcado por la no clasificación para la fase final de la Liga de las Naciones

La selección española despidió ayer el 2018 con un mínimo triunfo ante Bosnia Herzegovina en el Estadio de Gran Canaria (1-0), gracias a un gol de Brais Méndez, uno de los tres debutantes de La Roja.
Una buena jugada entre Fornals y Gayà acabó con un disparo de Isco que rechazó el guardameta balcánico, y el futbolista del Celta aprovechó  para resolver un amistoso anodino.
El combinado nacional afrontó el choque con muchas novedades, pocas horas después de conocer la victoria de Inglaterra ante Croacia (2-1), en la Liga de las Naciones, que le impedía acceder a la fase final.
Luis Enrique, como había adelantado el día anterior, dio oportunidad a muchos jugadores con escasa experiencia. La defensa fue la línea más retocada. Con la baja de Ramos, el asturiano situó a Diego Llorente como pareja de Mario Hermoso, flanqueados ambos por Jonny y Gayà en los laterales.