El coronavirus centra su potencia en Tokio

Agencias
-

Crece la incertidumbre de algunos atletas españoles ante los últimos Juegos de sus vidas

El coronavirus centra su potencia en Tokio

Aumenta la incertidumbre ante la posibilidad de aplazar los Juegos de Tokio, previstos del 24 de julio al 9 de agosto. Los nervios inundan a un grupo de deportistas españoles que está atento al devenir de los acontecimientos que provoquen los efectos de la pandemia del coronavirus, ya que estarían ante la última cita olímpica de sus carreras. "Si tuviera lugar un aplazamiento en lo que queda de 2020, simplemente significaría retrasarlo. Pero si se dejase para 2021 o 2022, quedaría a expensas de cómo esté mi condición física", explicó Chuso García Bragado, que a sus 50 años, si finalmente participara en los 50 kilómetros marcha, sumaría ocho Juegos.
En similar situación se encuentra Dani López Pinedo (Barcelona, 1980), el portero de la selección de waterpolo, quien participaría en su tercera cita olímpica. Así, manifestó que "seguro que serán los últimos para mí". Por su parte, Maialen Chourraut (Lasarte-Oria, 1983), la piragüista que en Río consiguió el oro en eslalon en K1 y el bronce en Londres, no quiere plantearse los de Tokio como los de despedida, aunque lo puedan ser. «Simplemente, estaré presente porque me he clasificado». A París 2024 llegaría con 41 años.
Quien sí tiene claro al cien por cien que son los últimos es David Alegre (Barcelona, 1984), jugador de la selección española de hockey hierba. "Si en Río me hubiesen preguntado hubiese respondido que sí", admitió.
Los cuatro deportistas han visto cortadas de golpe sus preparaciones, como el resto, por culpa de la pandemia. Un contratiempo importante para todos.