Pillados durmiendo en la sierra saltándose la cuarentena

DS
-

Agentes medioambientales denuncian en el Chozo Aránguez a cinco personas, que podrían enfrentarse a multas de 100 a 3.001 euros.

Pillados durmiendo en la sierra saltándose la cuarentena

Efectivos del Servicio Territorial de Medio Ambiente de la Junta Castilla y León en Segovia denunciaron el pasado jueves 7 de mayo a cinco personas por infringir las normas de confinamiento y pasar la noche en el conocido refugio de montaña ‘Chozo Aránguez’, en pleno corazón del Parque Nacional de la Sierra de Guadarrama.

Los agentes medioambientales, mientras se encontraban de servicio rutinario inspeccionando todas las zonas de afluencia y los refugios de montaña del espacio protegido, sorprendieron a estos cinco individuos dormidos en el interior de uno de ellos, saltándose el confinamiento del estado de alarma al pernoctar fuera de su domicilio y en grupo. Los hechos ocurridos se pondrán en conocimiento de la Subdelegación del Gobierno en Segovia a través del acta de denuncia correspondiente, pudiendo ser sancionados cada uno de los infractores con entre los 100 y los 3.001 euros.

Los agentes medioambientales de la provincia, desde que se decretó el estado de alarma, llevan realizando vigilancia y controles para el cumplimiento de las normas de confinamiento establecidas en el ámbito rural y el medio natural. Participan en el asesoramiento e información activa que el ciudadano pueda requerirles referente a las limitaciones de cualquier actividad realizada en el ámbito rural debido a la declaración del estado de alarma, bien directamente, telefónicamente o por medios telemáticos, ya que actualmente la atención al público en las oficinas comarcales de los agentes medioambientales no es posible al encontrarse cerradas.

Estos profesionales reciben información, a través de llamadas telefónicas, de la existencia de incumplimientos de las normas decretadas por el estado de alarma, que deben atender. Sumado a los servicios de apoyo y colaboración con la Consejería de Sanidad, como el traslado de pacientes de hemodiálisis, reparto domiciliario de medicamentos y desinfección de poblaciones, suponen una carga de servicio añadida para este colectivo.