Empresa Familiar pone en marcha el sello de garantía BSafe

SPC
-

Esta certificación forma parte del Plan de Acción contra la covid-19 puesto en marcha por EFCL para ayudar a las empresas que integran la asociación

Empresa Familiar pone en marcha el sello de garantía BSafe

Empresa Familiar de Castilla y León (EFCL) y la Asociación de la Empresa Familiar de Madrid (ADEFAM) iniciaron el diseño y puesta en marcha del sello de garantía Bsafe con el objetivo de reforzar la seguridad y confianza de empleados, proveedores y clientes, un documento que certificará que las empresas adheridas cumplen unos requisitos de higiene, limpieza y distanciamiento social orientados al control y prevención de la covid-19, que las acreditan como espacios de trabajo “seguros”.

La finalidad de esta certificación es afianzar la confianza del consumidor para recuperar el ritmo normal de la actividad económica que permita superar cuanto antes la crisis causada por el coronavirus y, con ello, que las empresas familiares puedan seguir con su vocación de crear riqueza y empleo y contribuir al desarrollo de la sociedad. 

“Creemos que va a ser una herramienta necesaria para mantener el empleo al máximo, que es lo que siempre perseguimos”, explicó durante la presentación de la iniciativa la vicepresidenta de EFCL, Rocío Hervella, quien añadió que este certificado también va poner de manifiesto los valores de “arraigo, esfuerzo y compromiso” con la sociedad que caracterizan a la empresa familiar.

Hervella agregó que este sello común va a permitir también recuperar la reputación, no tanto de las empresas familiares, sino de la marca España que, a su juicio, no ha salido bien parada de la crisis sanitaria por la falta de previsión y planificación que hizo que se convirtiera en una crisis de salud pública que ha llevado a una crisis económica que es hoy la principal preocupación para un gran porcentaje de ciudadanos.

“De cómo afrontemos esta crisis dependerá nuestra competitividad, nuestra sostenibilidad y también nuestra legitimidad social”, añadió la vicepresidenta de EFCL, quien recordó que el sello no va a ser la única herramienta que van a necesitar las empresas para salir de la crisis, pero servirá para proteger en primer lugar a las personas y en segundo lugar a las empresas, “para ir lo más rápido posible y mantener todo el empleo que podamos”.

La certificación BSafe ha sido implementada en colaboración con KPMG y prevé el desarrollo de unos rigurosos protocolos de higiene, limpieza y distanciamiento social, que deberán ser adoptados por las empresas que quieran adherirse a este certificado, que será emitido por Empresa Familiar Castilla León y ADEFAM.

Para su obtención, las empresas candidatas serán objeto de una revisión por parte de un equipo independiente, que será el encargado de validar si han incorporado de forma efectiva los requerimientos establecidos en los protocolos y que abarcan, entre otros aspectos, medidas de higiene personal y de distanciamiento, controles de higiene, limpieza y trazabilidad, medidas de monitorización sobre los empleados y sobre terceros, proveedores y contratistas, así como protocolos de actuación en caso de darse un positivo.

Las empresas que superen todos estos requisitos recibirán el certificado BSafe, con el que podrán demostrar a sus trabajadores y clientes que disponen de un sello de calidad que las habilita como establecimientos confiables para el consumidor.

El sello fue presentado esta mañana a los socios de EFCL y ADEFAM durante un seminario online que contó con la participación de los presidentes de ambas asociaciones, César Pontvianne y Alberto Zoilo Álvarez, respectivamente, quienes destacaron la importancia de esta iniciativa dado que permitirá recuperar la confianza necesaria para alentar un consumo imprescindible para reactivar la economía.

Por su parte, el consejero delegado de KPMG, Juan José Cano, explicó que las empresas familiares juegan un papel muy destacado en la recuperación de la actividad y el empleo, de ahí que sea vital que tomen la iniciativa para “salir delante de la forma más rápida y confiable posible”. “El sello que hoy os presentamos pone en valor el papel de las asociaciones como impulsoras y apoyo para las empresas en la recuperación de la normalidad, pero sobre todo el valor del esfuerzo conjunto y la cooperación”, precisó Cano, quien insistió en que el sello pretende sobre todo “transmitir de forma rotunda y rigurosa seguridad al mercado y a todos vuestros stakeholders”.

Plan Coronavirus EFCL

La creación del sello BSafe es otra de las iniciativas que forman parte del Plan de Acción contra el Coronavirus puesto en marcha por EFCL para ayudar a las empresas que integran la asociación, más de 160 compañías de toda la Comunidad, líderes en sus respectivos sectores, cuya facturación global equivale al 19,50 por ciento del PIB regional y dan empleo 10,5 por ciento de la población ocupada de Castilla y León en el sector privado.