Libertad para los investigados en la operación antidroga

Nacho Sáez
-
Libertad para los investigados en la operación antidroga - Foto: ALBERTO BENAVENTE

La Fiscalía Provincial no ha asistido a las declaraciones y el Juzgado de Primera Instancia e Instrucción número 2 sólo ha decretado la obligación de que comparezcan cada quince días.

El Juzgado de Primera Instancia e Instrucción número 2 de Segovia ha decretado la puesta en libertad de las siete personas que fueron detenidas este pasado miércoles en el marco de una operación contra el tráfico de drogas desarrollada por la Policía Nacional en varios barrios de la ciudad. La magistrada Cecilia Fernández Prieto ha adoptado esa decisión después de que la Fiscalía no compareciera este viernes en la toma de declaración a los investigados. Al no haber solicitud de medidas cautelares por parte del Ministerio Público -como podría haber sido la prisión provisional-, Fernández Prieto los ha tomado declaración y los ha dejado en libertad con la obligación de comparecer en sede judicial los días 1 y 15 de cada mes, según ha podido conocer esta redacción de fuentes cercanas al caso.

Se espera que su siguiente paso sea inhibirse en favor del Juzgado de Primera Instancia e Instrucción número 6, que ha sido el que ha dirigido las investigaciones que llevaron a detener el miércoles -en medio de un espectacular despliegue de medios y efectivos- a siete personas y a practicar registros en los barrios de San José y Nueva Segovia y en el entorno de la avenida de la Constitución, entre otras zonas de la ciudad. La Policía Nacional, que contó con la ayuda de perros y de la Unidad de Intervención, se incautó de sustancias estupefacientes y de dinero en metálico, aunque no han trascendido más detalles al encontrarse las diligencias bajo secreto de sumario.

Los detenidos han permanecido en los calabozos de la Comisaría hasta este viernes, momento en el que han pasado a disposición judicial. Familiares de ellos se han congregado ante el Palacio de Justicia, en la calle San Agustín, a la espera de que fueran puestos en libertal, tal y como finalmente ha ocurrido.