Equo presiona la difícil confluencia a tres con Podemos e IU

S. González
-

Las conversaciones entre IU y Podemos se encuentran en punto muerto y Sarrión emplaza a los primeros días de marzo para adoptar una decisión firme

Pablo Fernández (Podemos) y José Sarrión (i), en la sede del Parlamento autonómico durante esta legislatura - Foto: Ical

Equo Castilla y León se decanta por la «confluencia a tres» con Podemos e Izquierda Unida para las elecciones autonómicas, una posibilidad cada vez más complicada por la cercanía del proceso electoral y el enquistamiento de las diferencias entre ambas formaciones.
Aunque el secretario autonómico de Podemos, Pablo Fernández, avanzó hace unos días que tenía un acuerdo con Equo, fuentes de la formación ecologista aseguraron ayer que no tienen «nada firmado» y «si desgraciadamente» no se produce un acuerdo serán las bases quienes tomen la decisión sobre la coalición para el 26 de mayo.
La anterior coportavoz de Equo Castilla y León, Rosaura Fonteriz, explicó a Ical que el deseo de su partido es que se mantenga en la Comunidad el acuerdo marco suscrito en Madrid por Podemos e IU para una «confluencia a tres» destinada a conseguir la mayor representación en las Cortes. En caso contrario, lamentarían la decisión y las bases decidirían cómo y con quién acudir a los comicios.
«No hay nada firmado», insistió, aunque reconoció que tienen una oferta de Podemos. «Las bases decidirán en los próximos días con quién se va», concluyó.
También José Sarrión, coordinador regional de IU, emplazó a los primeros días de marzo para conocer definitivamente si habrá o no confluencia con Podemos en la Comunidad.
«Las negociaciones están en el mismo punto, sobre la mesa hay dos modelos», señaló en relación a las conversaciones abiertas con la formación morada.
Aunque no existe un plazo para pronunciarse, Sarrión reconoció que el «tiempo avanza» y emplazó a principios de marzo para que ambas partes digan si van juntas o por separado, como parece previsible ya que la situación se encuentra en punto muerto y tanto Podemos como Izquierda Unida ya han elegido sus candidatos autonómicos por las nueve provincias e incluso el cabeza de lista a la Junta.