El Parlamento avala a May en la prórroga del Brexit

SPC
-

La Cámara de los Comunes secunda el calendario de la 'premier', que propone retrasar la fecha de la salida, y rechaza el plan b de los laboristas, abriendo la puerta a un segundo referéndum

El Parlamento avala a May en la prórroga del Brexit - Foto: PETER NICHOLLS

 

Con una amplia mayoría, el Parlamento británico aprobó ayer los planes de la primera ministra, Theresa May, de votar una prórroga del Brexit el próximo 14 de marzo en el caso de que no se consiga un acuerdo sobre el divorcio en la Cámara de los Comunes durante las sesiones de los dos días anteriores.
Se trata de una enmienda presentada por la diputada laborista Yvette Cooper, que pedía al Gobierno que permita a los legisladores pronunciarse sobre extender la fecha de la ruptura más allá del 29 de marzo inicial si previamente se ha rechazado el pacto con la UE y una salida abrupta. 
La cláusula, no vinculante, pero en consonancia con los planes anunciados el pasado martes por May, fue respaldada por 502 votos a favor y 20 en contra.
Eso sí, la premier insistió en que «no quiero que se extienda el Artículo 50» del Tratado de Lisboa e instó al Parlamento a «cumplir con su deber» para que «el país pueda pasar página», en alusión a que los diputados ratifiquen el documento que presentará el próximo 12 de marzo y en el que se prevé que se incluyan cambios en la negociación con la UE.
Pero no fue el único punto a favor que se llevó la conservadora en la sesión de ayer. Al aval a su hoja de ruta para el próximo mes, la mandataria también vio cómo la Cámara tumbó un «plan alternativo» para el Brexit propuesto por los laboristas, una derrota que abre la puerta a que el líder de la oposición, Jeremy Corbyn, defienda un segundo referéndum sobre la permanencia en la UE.
Corbyn se comprometió esta semana a respaldar un nuevo plebiscito si los diputados tumbaban una enmienda que pedía forjar una unión aduanera con Bruselas, entre otras medidas.
La Cámara de los Comunes rechazó esa cláusula por 323 votos frente a 240, lo que llevará a los laboristas a redactar una propuesta para exigir una vuelta a las urnas, aunque la formación no detalló cuándo prevé llevar esa demanda al Parlamento. 
Antes de la votación, el portavoz laborista para el Brexit, Keir Starmer, afirmó que una segunda consulta debería dar a elegir a los británicos entre una «opción creíble de salida» del bloque comunitario y la posibilidad de continuar con los Veintisiete.
El partido no detalló, sin embargo, cuándo prevé llevar su demanda al Parlamento, una propuesta para la que los progresistas necesitarían el apoyo de algunos conservadores para sacarla adelante.