Sanidad calcula que ya hay más de 8.000 afectados en CyL

SPC
-

La consejera aclara que el 90 por ciento corresponde a casos sospechosos leves y se incluyen virus catarrales o gripales

La UME realiza labores de desinfección en una residencia de Valladolid. - Foto: Ical

La Junta tiene contabilizados como casos sospechosos a 8.055 personas en toda la Comunidad, aunque entre ellos se encuentran afectados por virus gripales o catarrales u otras afecciones respiratorias, además de que el 90 por ciento de estos sospechosos son leves, según los datos aportados ayer por la consejera de Sanidad, Verónica Casado.
Al respecto, Casado explicó que los 1.466 positivos registrados hasta las ocho de la tarde del viernes en la Comunidad corresponde a los casos a los que se aplica el protocolo del Ministerio de Sanidad y se hace la prueba PCR de detección molecular, pero el coronavirus es una enfermedad de «declaración obligatoria», por lo que cuando un médico atiende a un paciente y sospecha que puede estar afectado por COVID-19, «aunque no esté confirmado» tiene que informar de ello.
Por eso, la cifra de sospechosos alcanza las 8.055 personas, lo que, según Casado en declaraciones recogidas por Europa Press, «permite hacer una estimación general» aunque es un dato «sobre estimado» porque se incluye en este total otras afecciones «actuales» como personas con virus catarrales o gripales.
Para Casado, lo importante» es saber que «virus está circulando, está afectando a muchísimas personas y que el aislamiento y la cuarentena social son clave para evitar su difusión». Castilla y León alcanza ya los 1.466 casos positivos de coronavirus, al sumar en las últimas 24 horas un total de 319 contagiados más, y la cifra de fallecidos asciende a 74, 19 más que el viernes, cuando se registraban 55. Además, hay 106 personas ingresadas en la Unidad de Cuidados Intensivos, por encima de los 85 del viernes, de los 709 que están hospitalizados, 603 en planta. La cifra de personas que se han curado son ya 89, 35 nuevas en un día.
Casado aseguró que los hospitales de la Comunidad siguen teniendo capacidad para atender los casos graves, pero recalcó que todas gerencias provinciales cuentan con planes de contingencia en espera del incremento de contagiados que se registrará en los próximos días.
Dichos planes, además de optimizar toda la capacidad de los hospitales, también tiene en cuenta todos los servicios público y privados, tanto sanitarios como no sanitarios. «Por el momento tenemos camas suficientes y posibilidad de crecer, pero en el momento en que sea necesario se pondrán en marcha otros espacios», recalcó.
Residencias de ancianos

Además, Casado explicó la coordinación con la Consejería de Familia e Igual de Oportunidades para atender las necesidades sanitarias de las residencia de ancianos, recalcó la puesta en marcha de equipos sanitarios de apoyo a estos centros y confirmó que, a través de las delegaciones territoriales, ya se están distribuyendo a las residencias equipos de protección individual para los trabajadores y 10.000 mascarillas por provincia. También indicó que es preferible que la atención sanitaria en las residencias de mayores se realice en los propios centros.
En declaraciones recogidas por Ical, Casado insistió en el agradecimiento a los profesionales sanitarios por su «denodado» trabajo, así como a las empresas y a los voluntarios que se han puesto a disposición de la Junta para luchar contra la pandemia. También se refirió al teléfono de atención 900 222 000 e indicó que se ha mejorado notablemente el tiempo de respuesta.