Sacyl invierte 20 millones para adaptar los centros de salud

SPC
-

La Consejería que comanda Verónica Casado modificará también los servicios de urgencias de la Comunidad y avanza en el Edificio Rondilla, que abrirá en breve la primera unidad de hospitalización

Sacyl invierte 20 millones para adaptar los centros de salud - Foto: Patricia González

SPC / Valladolid
La Consejería de Sanidad ha destinado 20 millones de euros a obras e intervenciones para adaptar los centros de salud a las demandas de la covid-19, es decir, para contar con circuitos para pacientes con sospecha de infección respiratoria y otros compatibles con la infección, de los pacientes que precisan atención por otras causas., así como para ubicar consultas para pacientes con síntomas o salas de extracción para pruebas PCR lo más próximas posible a la entrada. Así lo explicó ayer la directora general de Infraestructuras y Tecnologías de la Información, María Ángeles Cisneros, en su comparecencia recogida por Ical ante la Comisión de Sanidad para informar sobre la actuaciones ante la crisis de la covid-19, donde explicó que la inversión también se ha destinado a la adecuación o creación de nuevas salas de espera para garantizar que en ellas la distancia de seguridad sea de 1,5 o dos metros entre pacientes
Cisneros precisó que la casuística de las actuaciones es muy amplia, debido a la características de los edificios que albergan los centros, como espacio, distribución y antigüedad. Así, en algunos centros sólo ha sido necesaria una reorganización de los espacios, mientras que en otros ha habido que realizar obras, y en otros se ha afrontado con medios propios mediante operaciones de mantenimiento y conservación.
A las reformas en Atención Primaria se unen las de los hospitales, con una inversión de 5,5 millones de euros para ampliar hasta 227 las camas UCI, con 61 puestos más, que estarán listas a finales de este mes de octubre tras una inversión de 5,5 millones, así como obras en algunos servicios de urgencias, para adecuar los circuitos de atención. Además, se trabaja en las obras de adaptación que se están del Edificio Rondilla, antiguo Hospital Universitario Río Hortega de Valladolid, con el fin de contar con una zona de hospitalización para la atención a enfermos covid-19 con hasta 184 camas.
Exigencias tecnológicas

Cisneros también detalló en su intervención que la Gerencia Regional de Salud ha invertido más de cuatro millones de euros en los peores momentos de la pandemia, pero también, en los meses previos para responder a las exigencias tecnológicas derivadas por el covid-19, que pasan por actuaciones como la puesta en marcha del teléfono gratuito 900 para dar respuesta a las dudas y demandas de la ciudadanía, a otras como la renovación de forma automática de las recetas de los pacientes, a través de RECYL, y las nuevas utilidades de la app SacylConecta.Además indicó que la necesidad de informar y atender a la población fue en aumento desde el inicio de la pandemia, especialmente en las fechas cercanas a la declaración del Estado de Alarma, y por ello se hizo un despliegue tecnológico muy relevante para poder soportar el caudal de llamadas de los ciudadanos. Sólo en el mes de marzo se recibieron más de 600.000 llamadas, informa Ical.
Segunda ola

Precisamente ayer, el vicepresidente de la Junta de Castilla y León, Francisco Igea, advirtió a los castellanos y leoneses de que la segunda ola de la pandemia «puede ser aún más terrible que la primera» en Castilla y León, pero señaló que el Ejecutivo autonómico trabaja para la concienciación social de que es necesario el distanciamiento y, a la par,  se dotarse de los medios suficientes para afrontar el reto con mayores garantías que en marzo. 
«Hay una parte que la administración no puede hacer con respecto a cómo parar el virus. No podemos cambiar el modo de vida de la gente, que es incompatible con el virus. Ese trabajo no se hace en un mes, porque la situación obliga a cambiar de forma de vida de manera radical, ya que el contacto social es vital pero deben entender que durante unos meses hay que vivir a distancia», reflexionó.