Cinco millones para evitar el cierre de 250 farmacias

SPC
-
Una mujer sale del interior de una farmacia en el entorno rural - Foto: Tomás Fernández de Moya

Sáez Aguado recuerda que el 15 por ciento de las 1.600 boticas de la Comunidad están en situación de viabilidad económica comprometida, la mayoría en zonas del medio rural

Salvar del cierre y garantizar la supervivencia de las farmacias en apuros económicos, especialmente en zonas rurales de laComunidad con el objetivo de mantener un servicio esencial para la ciudadanía.Bajo esta premisa la Junta de Castilla y León ha destinado cinco millones de euros en los últimos años a 250 farmacias en viabilidad económica comprometida (VEC) en la región, el 15,6 por ciento de las 1.600 oficinas farmacéuticas registradas enla Comunidad. Así lo afirmó ayer el consejero de Sanidad, Antonio Sáez Aguado, durante su participación en la mesa inaugural de la jornada científico técnica de la Sociedad Española de Farmacia Familiar y Comunitaria. 
El consejero quiso destacar a ésta como una de las medidas de apoyo a las oficinas de farmacia en una Comunidad que es la segunda en número de este tipo de establecimientos desplegados por el territorio, algo que cree que hay que proteger porque, a pesar de tener un carácter privado, tienen «interés público». 
En este contexto, el consejero explicó que el Gobierno de Castilla y León «siempre» ha mantenido el apoyo a oficina de farmacia comunitaria, fundamentalmente en años de crisis con el apoyo a su retribución. Así, por un lado se ha mantenido el apoyo a las farmacias, tanto rurales como incluso urbanas, que tenían dificultades para mantenerse por contar con poca población y se encontraban en riesgo de cierre. En esta situación se encontraban 250 de las 1.600 oficinas de Castilla y León y a las mismas se las ha ayudado en los últimos años con cinco millones de euros. 
Pago de facturas

Sáez Aguado también destacó como una de las «mejores» medidas de apoyo el pago puntual de sus facturas, al contrario que ha ocurrido en otras comunidades, donde no se pagaba. Además, explicó que elEjecutivo regional, junto a los colegios de farmacéuticos, para garantizar una planificación que dé garantías de sostenimiento a las farmacias, a lo que se suman medidas como las guardias coordinadas para garantizar que no se sobrecarguen algunas y también se mantengan en el territorio.
El consejero, en el marco de la jornada, destacó el proceso de transformación que vive la farmacia comunitaria, que antes tenía función principal era la dispensación de medicamentos, pero ahora cada vez más se presentan servicios profesionales de distinto tipo, como la colaboración en la detección de pacientes con VIH, la red de farmacias centinela u otros programas de apoyo.